Viernes 12 de abril de 2024

El Papa llama a orar por Burkina Faso y Haití

  • 28 de febrero, 2024
  • Ciudad del Vaticano (AICA)
Al concluir la audiencia general, Francisco invitó a los fieles a orar por ambos pueblos y a no olvidar a Ucrania, Palestina e Israel, ni a todos los que sufren a causa de la guerras.
Doná a AICA.org

“No olvidemos a los pueblos que sufren a causa de la guerra”, dijo el Papa Francisco al concluir la audiencia general semanal, destacando especialmente a los pueblos de Ucrania, Palestina e Israel, pero también a “tantos otros”, afectados por la violencia alrededor del mundo.

El Santo Padre pidió oraciones por las víctimas de los recientes ataques terroristas en Burkina Faso. El domingo, quince fieles murieron en un ataque a una iglesia en el norte del país, mientras que un segundo ataque a una mezquita, en el este, dejó decenas de muertos.

El odio no es la solución al conflicto
En un telegrama enviado el lunes, el Papa expresó la "profunda aflicción" que sintió al enterarse de los ataques y aseguró a los miembros de las comunidades católica y musulmana su cercanía y su dolor compartido. Rezó asimismo por el eterno descanso de los que murieron en los ataques y por la curación de los heridos”.

“Recordando que el odio no es la solución a los conflictos”, el Papa instó a “respetar los lugares sagrados” y llamó a “una lucha contra la violencia” dirigida a “la promoción de los valores de la paz”.

Violencia criminal en Haití
Francisco también pidió oraciones por el pueblo de Haití, “donde continúan los crímenes y secuestros por parte de bandas armadas”.

Según un informe de la ONU, más de 1.000 personas fueron asesinadas, heridas o secuestradas en Haití en enero, lo que lo convierte en el mes más sangriento para la nación caribeña en casi dos años.

La semana pasada, seis hermanos religiosos y un sacerdote fueron secuestrados en Puerto Príncipe, la capital de Haití. En enero, seis religiosas habían sido secuestradas y posteriormente liberadas.

¡Ya hemos tenido suficiente!
Los obispos de Haití pidieron el fin de la violencia y el derramamiento de sangre, y han pedido a las autoridades "que pongan fin inmediatamente al sufrimiento" del pueblo haitiano.

“Ya se ha derramado suficiente sangre y lágrimas por los asesinatos, secuestros y violaciones cometidos en los últimos tres años”, escribieron los obispos en febrero, añadiendo: “¡Ya hemos tenido suficiente!”

El aumento de la violencia en los últimos meses se ha relacionado con la decisión del primer ministro Ariel Henry de permanecer en el poder, a pesar de un acuerdo anterior para celebrar elecciones en febrero de 2024. En su declaración, los obispos instaron a Henry a dimitir “por el bien de toda la nación”.+