Martes 18 de junio de 2024

Las poblaciones están agotadas de las guerras y la violencia, advirtió el Papa

  • 18 de febrero, 2024
  • Ciudad del Vaticano (AICA)
Tras el rezo del Ángelus, Francisco exhortó por el fin de la violencia en Sudán y en el norte de Mozambique. Además de dirigir sus pensamientos sobre Ucrania y Palestina.
Doná a AICA.org

El Papa Francisco no deja de repetir que “la guerra es una derrota” y lo reiteró este domingo 18 de febrero, en el saludo posterior al Ángelus. El pontífice exhortó a poner fin a la violencia que devasta Sudán desde hace diez meses y se extiende a Mozambique, y luego los conflictos que son sangrientos en otras partes del mundo, como Palestina y Ucrania. 

“No lo olvidemos: la guerra es siempre una derrota, siempre. Dondequiera que hay combates, las poblaciones están exhaustas, cansadas de la guerra, que como siempre es inútil e inconclusa, y sólo traerá muerte, sólo destrucción, y nunca traerá una solución al problema. En cambio, oremos sin cansarnos, porque la oración es eficaz, y pidamos al Señor el don de mentes y corazones concretamente dedicados a la paz”.

El llamamiento para Sudán
El llamamiento del Papa se dirige a Sudán, donde el 15 de abril de 2023 comenzó un conflicto entre el ejército sudanés y el grupo paramilitar conocido como RSF, las "Fuerzas de Apoyo Rápido" y que, afirma Francisco, "ha provocado una situación humanitaria muy grave".

Pido nuevamente a las partes en conflicto que pongan fin a esta guerra, que tanto daño hace al pueblo y al futuro del país. Oremos para que pronto se encuentren caminos de paz para construir el futuro del querido Sudán.

Violencia en Mozambique
La mirada del Papa permanece en África, desplazándose hacia el norte de Mozambique, zona también desestabilizada por la violencia de las milicias armadas. La violencia contra poblaciones indefensas, la destrucción de infraestructuras y la inseguridad se extienden una vez más en la provincia de Cabo Delgado, en Mozambique, donde en los últimos días también fue incendiada la misión católica de Nuestra Señora de África en Mazeze. “Oremos para que la paz regrese a esa región atormentada”, exhortó.

En Cuaresma, dedicarnos a la oración y al encuentro con el Señor
La voz de Francisco se extiende desde Sudán y Mozambique a todos los demás conflictos que ensangrentaron el continente africano y otras partes del mundo, como Europa, Ucrania y Palestina. 

Al despedirse de los fieles y saludar a los presentes en la plaza procedentes de diferentes partes del mundo, incluidos agricultores y ganaderos, el Papa recuerda que a partir de esta tarde comenzará los ejercicios espirituales "con los colaboradores de la Curia", y invita a todos los fieles “en este tiempo de Cuaresma y a lo largo de este año de preparación al Jubileo, que es el Año de la Oración, a dedicar momentos específicos para recogernos en la presencia del Señor”.+