Jueves 19 de mayo de 2022

El arzobispo de Santa Fe alentó a vivir la fe con espíritu misionero

  • 8 de diciembre, 2017
  • Santa Fe
Monseñor José María Arancedo, arzobispo de Santa Fe de la Vera Cruz, recordó que el Adviento "es un tiempo muy rico para vivir la fe con espíritu misionero" y alentó a disponer el camino de ese encuentro con el Señor en todos los ambientes. "No lleguemos solos a Navidad, tengamos un gesto, una palabra que allane el camino y despierte en ellos la inquietud por lo que vamos a celebrar", pidió.
Doná a AICA.org
El arzobispo de Santa Fe de la Vera Cruz, monseñor José María Arancedo, afirmó que hay una espiritualidad que surge de la persona y la misión de San Juan Bautista que es propia de la fe cristiana, y puntualizó que "preparar el camino del Señor significa disponer nuestro corazón a un encuentro, es estar dispuestos a recibirlo".

"A esto se opone esa actitud de suficiencia de quien no necesita de nada, que cree tenerlo todo y se va cerrando a toda posibilidad de lo nuevo y que exija un cambio. Preparar el camino del Señor necesita, por ello, de una actitud de humildad, que busca la verdad, el bien y el amor", subrayó.

El prelado indicó que "ésta es la primera tarea que en el Adviento debemos asumir, preparar nuestro corazón para recibirlo al Señor" y consideró que para hacerlo es necesario "un sincero examen de conciencia que nos permita ver y descubrir nuestras durezas, egoísmos, rencores que nos van encerrando y justificando, ello nos impide esa apertura necesaria para el encuentro".

"Tenemos, además, una responsabilidad de preparar el camino al Señor para nuestros hermanos. Él llega a todos, pero diría que necesita de nuestra presencia, palabra y testimonio para allanarle el camino. ¡Qué triste cuando un cristiano es un obstáculo para el encuentro con el Señor!", advirtió.

Monseñor Arancedo sostuvo que Adviento "es un tiempo muy rico para vivir la fe con espíritu misionero. Cada uno de nosotros tiene un espacio familiar, social y de relaciones que son el campo propicio para disponer el camino de ese encuentro con el Señor".

"No tenemos que pensar en grandes misiones, sí, como el Bautista, sabernos enviados para preparar y anunciar la llegada del Señor. No lleguemos solos a Navidad, tengamos un gesto, una palabra que allane el camino y despierte en ellos la inquietud por lo que vamos a celebrar", concluyó.+

» Texto completo de la alocución


Campaña Anual de Adviento
AICA la hacen y la sostienen sus propios lectores mediante aportes voluntarios. Para enviar su donativo mediante tarjeta de crédito o de débito, transferencia bancaria, Pago Fácil, Rapipago y otras opciones, ingrese en: http://donar.aica.org/