Miércoles 29 de junio de 2022

Vaticano: Monseñor Gallagher viaja a Ucrania en búsqueda de "un alto al fuego"

  • 17 de mayo, 2022
  • Ciudad del Vaticano (AICA)
El secretario para las Relaciones con los Estados del Vaticano partirá mañana y se quedará hasta el domingo en Ucrania y visitará los lugares más afectados por la guerra.
Doná a AICA.org

El secretario para las Relaciones con los Estados del Vaticano, que equivale al ministro de Relaciones Exteriores, monseñor Paul Richard Gallagher, viajará a Kiev del 18 al 22 de mayo. El arzobispo Gallagher ya debería haber estado en Kiev, para reunirse con su homólogo, Dmytro Kuleba, y otras autoridades antes de la Semana Santa, pero se contagió de Covid-19 y tuvo que postergarlo. El Vaticano comunicó este martes el programa del viaje.

Mañana, miércoles, se reunirá con monseñor Igor Vozniak, arzobispo griego-católico de Lviv y visitará a continuación los refugiados ucranianos que se encuentran en la ciudad. 

El jueves 19, monseñor Gallagher se reunirá con el presidente de la región de Lviv, Maksym Kozytsktyy y con el arzobispo Shevchuk. Y el viernes se verá con el canciller ucraniano Dmytro Kuleba.

El secretario de Estado Vaticano, cardenal Pietro Parolin, explicó que la misión del arzobispo en Kiev "servirá para reiterar los objetivos de la Santa Sede, como un 'alto el fuego', que es el punto de partida fundamental”. 

Por su parte monseñor Gallagher explicó en una entrevista televisiva que "Ucrania tiene el derecho a defenderse, pero es necesario evitar una carrera de rearme, también porque nos enfrentamos a una guerra peligrosa por su dimensión nuclear".

La posición de la Santa Sede, explicó "se basa en el apoyo a cualquier intento de diálogo, quedando siempre a disposición de la comunidad internacional".

Francisco ya envió en dos ocasiones a Ucrania al cardenal polaco Konrad Krajewski, limosnero pontificio, para que llevase material médico y entregase dos ambulancias. Además, celebró algunos de los ritos de la Semana Santa en el país, como un viacrucis en las ciudades de Bucha y Borodianka, donde tras la retirada del ejército ruso aparecieron cientos de cadáveres de personas torturadas y ajusticiadas.

Al justificar su renuncia a viajar a la capital ucraniana, además de sus problemas físicos por el dolor de rodilla, en una entrevista al diario La Nación, afirmó que no puede "hacer nada que ponga en riesgo objetivos superiores, que son el fin de la guerra, una tregua o, al menos, un corredor humanitario".

Por otra parte, Francisco reveló que solicitó viajar a Moscú para reunirse con el presidente ruso, Vladimir Putin, para pedirle que detenga la guerra en Ucrania, pero que aún no recibió respuesta, en una entrevista que publicó el diario Corriere della Sera.+