Jueves 16 de septiembre de 2021

Mons. Urbanc consagró el altar y dedicó el templo en El Potrero

  • 15 de diciembre, 2017
  • El Potrero (Catamarca)
El obispo de Catamarca, monseñor Luis Urbanc, dedicó el templo del Sagrado Corazón de Jesús, consagró el altar y bendijo el ambón y la pila bautismal en El Potrero, jurisdicción de la parroquia San Francisco de Asís, departamento Andalgalá.
Doná a AICA.org
En una misa celebrada en El Potrero, jurisdicción de la parroquia San Francisco de Asís, departamento Andalgalá, el obispo de Catamarca, monseñor Luis Urbanc, dedicó el templo del Sagrado Corazón de Jesús, consagró el altar y bendijo el ambón y la pila bautismal.

La misa fue concelebrada por el vicario general de la diócesis, presbítero Julio Quiroga del Pino, y el párroco y vicario parroquial de la zona, presbíteros Moisés Pachado y Martín Melo, respectivamente.

Participaron de la ceremonia el delegado municipal de El Potrero, Carlos Flores; el director de Obras y Servicios Públicos de la municipalidad local, Pedro Alvarez; la directora de la escuela Nº 208 Santa Lucía, profesora Adriana Céspedes, junto con el personal docente; el presidente del centro vecinal El Potrero, Carlos Alvarez; miembros del Consejo de Pastoral de El Potrero, La Aguada, Chaquiago, Choya, Huachaschi y Malli; y fieles en general.

En el inicio de la ceremonia se leyó el decreto episcopal correspondiente, y luego el obispo bendijo la pila bautismal y el agua con la que roció el templo y al pueblo. Antes de la proclamación de los textos bíblicos, hizo lo propio con el ambón, desde donde se lee la Palabra de Dios.

Luego de la homilía, monseñor Urbanc comenzó el rito de dedicación del templo con la plegaria y la unción del altar con el Santo Crisma, al igual que las cruces adosadas a los muros de la capilla. Seguidamente, quemó incienso sobre el altar y procedió a la incensación del pueblo de Dios y de la nave del templo para indicar que, por la dedicación, fue convertido en casa de oración.

Continuando con la ceremonia, se revistió el altar y se iluminó el templo, para recordar que Cristo es "la Luz para iluminar a las naciones", que con su claridad resplandece la Iglesia y por ella toda la familia humana.

Finalizada la bendición, el prelado administró el sacramento de la Confirmación a 21 personas y asistió a la celebración del Matrimonio de una pareja del lugar.

Para dar fe de todo lo vivido y celebrado, el obispo, las autoridades presentes y todos los feligreses y vecinos que se sumaron al acontecimiento firmaron dos ejemplares del acta.+


Campaña Anual de Adviento
AICA la hacen y la sostienen sus propios lectores mediante aportes voluntarios. Para enviar su donativo mediante tarjeta de crédito o de débito, transferencia bancaria, Pago Fácil, Rapipago y otras opciones, ingrese en: http://donar.aica.org/