Jueves 26 de mayo de 2022

Mons. Martínez: "La familia, escuela de valores"

  • 29 de diciembre, 2021
  • Posadas (Misiones) (AICA)
El obispo de Posadas consideró que la diócesis y la Iglesia en general debe proponerse "anunciar con renovado vigor el Evangelio del amor y de la familia".
Doná a AICA.org

Monseñor Juan Rubén Martínez, obispo de Posadas, recordó que la familia es un tema fundamental en la acción evangelizadora de la Iglesia y puntualizó que en la diócesis forma parte de los desafíos pastorales de los próximos años.

“Por supuesto que este tema no es sólo importante desde una perspectiva religiosa, sino también desde lo antropológico, psicológico, sociológico y cultural”, puntualizó en su reflexión semanal.

“Debemos recuperar el rol central que tiene la familia como generadora de valores como la vida, la solidaridad y la justicia. Es asombroso y merece que dediquemos tiempo a investigar y buscar las causas del por qué este tema, que es clave para la proyección de la misma humanidad, no cuente con el suficiente apoyo político, económico y comunicacional, Y que, desde financiamientos y pautas internacionales y nacionales, se busque muchas veces desarticular el núcleo de la familia y el matrimonio, hasta en los mismos contenidos y propuestas educativas”, sostuvo.

El prelado afirmó que “por la importancia del tema de la familia, el Papa ha planteado que desde la oración y la reflexión nos dispongamos a pensar caminos de evangelización que introduzcan los vínculos de las familias, y que abracemos a tantos que necesitan experimentar el abrazo misericordioso de Dios”.

“En nuestra diócesis encontramos muchas familias que son ‘casa y escuela de valores’. También hay numerosos grupos pastorales preocupados y ocupados por acompañar a las familias”, destacó, y planteó que, por otro lado, “vemos también con preocupación el escaso grado de compromiso en las relaciones de las parejas”.

“El amor de la familia de Nazaret es muy distinto al planteo que vemos en el contexto consumista de nuestro tiempo, cuando se presenta todo como descartable y nos unimos al otro sólo circunstancialmente. También constatamos la pérdida de valores en el seno familiar y la falta de una pastoral orgánica que acompañe a la familia en sus diferentes etapas”, advirtió.

Monseñor Martínez consideró que la propuesta es diferente, porque “debemos anunciar con renovado vigor el Evangelio del amor y de la familia”.+

» Texto completo de la reflexión