Domingo 29 de enero de 2023

Los obispos de Nicaragua manifiestan su dolor por el arresto del obispo de Matagalpa

  • 20 de agosto, 2022
  • Managua (Nicaragua) (AICA)
El Card. Leopoldo José Brenes, visitó a Mons. Álvarez en su arresto domiciliario, lo encontró físicamente desmejorado, pero espiritualmente fuerte con la confianza puesta en el Señor.
Doná a AICA.org

“Nosotros, obispos de Nicaragua, somo un cuerpo y vivimos una profunda comunión. Hoy sentimos con profundo dolor esta herida que sufrimos como Iglesia en Nicaragua y oramos por nuestro hermano monseñor Rolando Álvarez, obispo de Matagalpa, por todos nuestros sacerdotes y fieles laicos para que el Señor nos dé la palabra para dar a conocer sin temor, “el misterio del Evangelio”. Así comienza el comunicado de la Conferencia Episcopal de Nicaragua, difundido ayer cuando se confirmó que la Policía Nacional de Nicaragua había desalojado por la fuerza al obispo Álvarez de la curia episcopal en Matagalpa y que lo había trasladado a Managua y se encuentra en arresto domiciliario.

El  cardenal Leopoldo José Brenes Solórzano, tuvo la oportunidad esta mañana de conversar con monseñor Alvarez, lo encontró físicamente desmejorado, pero espiritualmente fuerte con la confianza puesta en el Señor.

Los obispos nicaragüenses se encomiendan a María “auxilio de los cristianos” para que “interceda por todos los que viven y mueren a causa de su fe en Jesucristo y su Iglesia”.

Texto de la nota del episcopado nicaragüense

De la diócesis de Managua
Por su parte en un comunicado la arquidiócesis de Managua informó también sobre la visita del cardenal Brenes, a monseñor Álvarez en su residencia familiar, “patentizando su estima fraterna en nombre de nuestra Iglesia nicaragüense”.

“Si bien su condición física está desmejorada, su ánimo y espíritu están fuertes.  Monseñor Álvarez le ha manifestado su confianza en la oración de todos ante esta difícil situación que vivimos en comunión eclesial”.

En tanto, la arquidiócesis de Managua “reitera su solidaridad y cercanía con la hermana diócesis de Matagalpa, ante el acontecimiento triste vivido la madrugada de hoy. Particularmente con monseñor Rolando Álvarez Lagos, los sacerdotes y laicos que lo acompañaban”.

Invitan a todo el pueblo de Dios a “continuar implorando a Cristo que interceda y vele por éste su pequeño rebaño”, porque “la oración es la fuerza del cristiano”.

“Esperamos que la razón, así como el entendimiento respetuoso, abran camino a la solución de esta crítica y compleja situación para todos”, finalizaron.+