Domingo 14 de julio de 2024

La Iglesia en Córdoba acompaña al pueblo en la muerte de De la Sota

  • 17 de septiembre, 2018
  • Córdoba
Durante el sepelio del exgobernador de Córdoba, doctor José Manuel De la Sota, el arzobispo arquidiocesano, monseñor Carlos José Ñáñez, presidió una ceremonia interreligiosa acompañado por una multitud que se acercó al Centro Cívico cordobés para dar el último adiós al dirigente peronista.
Doná a AICA.org
El arzobispo de Córdoba, monseñor Carlos José Ñáñez, presidió una ceremonia interreligiosa para despedir al exgobernador cordobés, José Manuel de la Sota, fallecido el sábado 15 de septiembre en un accidente automovilístico.

Durante la ceremonia, de la que participaron integrantes del Comite Interreligioso por la Paz (Comipaz), el prelado invitó a los presentes reunidos en el Centro Cívico de Córdoba, a "orar y poner en las manos misericordiosas de Dios a nuestro hermano José Manuel".

"Los invito a unirnos en la plegaria confiada junto a la comunidad de la iglesia que intercede por nuestros difuntos", expresó ante la multitud que asistió al sepelio del dirigente peronista para brindarle un último adiós.

La Iglesia en Córdoba se expresó públicamente por medio de las redes sociales. Desde la cuenta de Twitter de la arquidiócesis, publicaron: "A raíz del fallecimiento del exgobernador de Córdoba, doctor José Manuel De la Sota, la Iglesia que peregrina en Córdoba acompaña a sus seres queridos en el dolor y ora por su eterno descanso".

Condolencias desde Roma
Por su parte, el obispo de Cruz del Eje, monseñor Ricardo Araya, envió desde Roma un mensaje de condolencias y oración ante la muerte trágica del dirigente justicialista.

"En la diócesis de Cruz del Eje rezamos pidiéndole al Santo Cura Brochero que interceda por el eterno descanso del ex gobernador José Manuel de la Sota. Sabemos cuánto aprecio y devoción tenía el ex gobernador por Brochero; sacerdote cordobés ejemplar en la promoción de los más necesitados del noroeste la provincia. También pedimos el don de la esperanza cristiana para su familia y amigos. Obispo, sacerdotes y demás miembros del Pueblo de Dios", escribió.+