Miércoles 25 de mayo de 2022

Guía de Mons. Azpiroz Costa para hacer realidad los sueños pastorales arquidiocesanos

  • 16 de diciembre, 2021
  • Bahía Blanca (Buenos Aires) (AICA)
En su carta pastoral de Navidad, el arzobispo de Bahía Blanca destaca la figura de San José y enumera tanto las acciones para animar esos sueños como las propuestas para encarnarlos.
Doná a AICA.org

El arzobispo de Bahía Blanca, monseñor Carlos Azpiroz Costa OP, tituló “Soñando con San José, custodio del Redentor y esposo de la Virgen María” su carta pastoral de Navidad, en la que también escribió notas “navideñas” para el discernimiento comunitario de algunas líneas pastorales arquidiocesanas.

El arzobispo bahiense destacó la figura de San José, destacando algunos aspectos de su vida, pero subrayó su intención de definirlo como “el padre soñador”.

“Los sueños que se comparten nos ayudan a tener el corazón y la mente abierta; los sueños que se comparten alimentan la esperanza. La esperanza, lo sabemos, no es un estado de ánimo (como el optimismo); la esperanza es sufrida; la esperanza sabe sufrir para llevar adelante un proyecto; la esperanza sabe sacrificarse, es fecunda y se da en el trabajo. Esto se relaciona con la cultura del encuentro”, reflexionó en ese sentido. 

Monseñor Azpiroz Costa repasó la experiencia sinodal diocesana, volviendo a presentar “las palabras clave que sueñan nuestras comunidades, las notas que soñamos para nuestra pastoral, las acciones para animar esos sueños”.

Asimismo, explicó una a una esas palabras clave que “seguimos soñando para nuestra diócesis”: escucha, trabajo en red, sentido de pertenencia y oración. También citó las notas soñadas para la pastoral, entre ellas una evangelización multi-dimensionada, una formación integral, la administración de los sacramentos; y las acciones para animar esos sueños: fortalecer los consejos parroquiales (pastoral y económico), animar las áreas pastorales en las parroquias, proponer una formación integral, incentivar a las distintas áreas de pastorales específicas y mejorar la comunicación.

En cuanto a las propuestas para encarnar esos sueños, el arzobispo bahiense planteó:

  1. Se sugiere incorporar los docentes de las Escuelas Católicas de la diócesis a los espacios de trabajo de la Pastoral Juvenil en los sucesivos EPA.
  2. En la realización de los Encuentros pastorales zonales, es importante que se tengan en cuenta las mismas áreas de pastoral Arquidiocesana y al mismo tiempo se fortalezcan aquellas áreas más significativas de cada zona.
  3. Procurar generar actividades transversales que comprometan a toda la comunidad parroquial y acerquen a la parroquia las distintas franjas etarias teniendo en cuenta las particularidades, dones y talentos de cada una.
  4. Promover una actitud de acogida cordial en las comunidades parroquiales; sabiéndonos familia y descubriendo que todos tenemos un lugar en la mesa del Señor. Ser acogedores a la hora de la administración de los sacramentos; saber escuchar en las Secretarias parroquiales; aprender a comprender y no justificar las realidades que nos tocan vivir con su particular carga de “vertiginosidad”.
  5. Establecer urgentemente que la comunidad se comprometa en pos de un cambio social. Esto implica, establecer algún tipo de relación con las instancias políticas y sociales que tienen poder de decisión y programarse como “comunidad en salida”. Esto significa aprender a “bajar el evangelio a la calle”.

El religioso dominico pidió que “nuestra Madre y Maestra, Señora de la Merced, nos ayude a ‘soñar’ soplando al oído del corazón de cada parroquia, de cada comunidad y movimiento, de cada uno de nosotros, aquellas palabras que nos ayudan a caminar juntos: ‘Hagan todo lo que Él les diga’”. 

“¿No es esto lo que San José nos enseña también en medio de circunstancias tan difíciles? Su actitud no ha transformado aquellos ‘tiempos difíciles’ en ‘tiempos fáciles’. Su amor paterno, ternura, obediencia, acogida, valentía creativa, trabajo oculto, sí hizo de aquellos tiempos difíciles ¡tiempos salvíficos!”, subrayó.

Tras invitar a la comunidad a rezar juntos la oración de consagración de la arquidiócesis a San José, monseñor Azpiroz Costa expresó: “Les deseo una muy feliz y fecunda Navidad. El Año Nuevo 2022 nos regale de parte del Señor muchas cosas verdaderas, buenas, bellas ¡Cosas de Dios!”+

» Texto completo de la carta pastoral