Miércoles 29 de mayo de 2024

Nueve de Julio: asamblea parroquial con espíritu misionero y de anuncio

  • 16 de abril, 2024
  • Nueve de Julio (Buenos Aires) (AICA)
Fue encabezada por el obispo, Mons. Ariel Torrado Mosconi, junto con los miembros que integran la comunidad de la catedral Santo Domingo de Guzmán.
Doná a AICA.org

El obispo de Nueve de Julio, monseñor Ariel Torrado Mosconi, encabezó una asamblea junto a los miembros de la comunidad de la catedral Santo Domingo de Guzmán, que se desarrolló el sábado 13 de abril, en el santuario Nuestra Señora de Fátima y el Centro Pastoral Cardenal Pironio.

Con el lema ‘Caminar en comunión para anunciar a todos la alegría del Evangelio’, la asamblea comenzó con un momento de oración ante el Santísimo Sacramento, evocando a la Virgen María, a santo Domingo de Guzmán y al beato cardenal Eduardo Pironio.

A través de cantos, oraciones y reflexiones, se invocó la asistencia del Espíritu Santo sobre la asamblea y, al finalizar, los participantes se dirigieron en procesión hasta las instalaciones del centro pastoral donde tuvo lugar el resto del encuentro.

En la continuidad de la jornada, cada grupo parroquial se presentó e informó de sus actividades diarias, poniendo especial énfasis en “ver” la realidad de la comunidad parroquial y su tarea evangelizadora en todos los aspectos. En esa instancia, monseñor Torrado compartió una reflexión.

Luego de un breve receso para compartir el desayuno, tuvo lugar el segundo momento de la asamblea, orientado a “juzgar”, aspecto que se representó en forma de comedia y estuvo interpretado por algunos integrantes del teatro de Cáritas y otros miembros de la comunidad. 

Seguidamente, se proclamó un texto paulino que “presenta la realidad eclesial como Cuerpo de Cristo, con distintos miembros y cuya plenitud es el amor”. 

A continuación, el prelado ahondó sobre la realidad de la comunión y la necesidad de la misión, “viviendo como un verdadero cuerpo, trabajando orgánicamente en comunidad y coordinadamente, con la mirada puesta en el horizonte del anuncio y el testimonio”.

A su término, hubo un momento de deliberación según el método de la “conversación en el Espíritu”, que pone el acento en la escucha mutua y es un modo de trabajar “sinodal”. Así, los participantes se reunieron en 12 grupos y conversaron extensamente sobre la realidad parroquial, para luego exponer lo tratado en un plenario. 

Dichas conclusiones serán dadas a conocer próximamente también a quienes no pudieron participar de la asamblea.

La reunión culminó con un momento de oración y la bendición del obispo, quien pidió que “se vuelvan a convocar encuentros y dar espacios de este tipo, que renuevan, sostienen y alientan la vida de la comunidad parroquial”.+