Lunes 22 de julio de 2024

Monseñor Amarante es el nuevo rector de la Universidad Lateranense

  • 1 de agosto, 2023
  • Roma (Italia) (AICA)
En una carta al prelado, Francisco anuncia para el 12 de septiembre el inicio del proceso de reorganización de las instituciones académicas pontificias romanas.
Doná a AICA.org

“Anunciar la verdad y la alegría del Evangelio a través del estudio, la reflexión y el trabajo académico” es la importante tarea que lleva a cabo la Pontificia Universidad Lateranense, como indica el Papa Francisco en su carta al nuevo rector de esa institución, monseñor Alfonso V. Amarante, hasta ahora decano del Pontificio Instituto de Teología Moral ad instar Facultatis (conocido como Academia Alfonsiana), a quien se le confirió el título de arzobispo.

Amarante fue elegido por el Papa Francisco para suceder al profesor Vincenzo Bonomo quien, a su vez, fue nombrado Consejero General del Estado de la Ciudad del Vaticano.

El proceso de reorganización
En la misiva, el pontífice anuncia que el 12 de septiembre comenzará el proceso de reorganización de las instituciones académicas pontificias romanas. El nuevo rector tendrá, por tanto, la tarea de comprender "la inclusión de la Universidad Lateranense" en este proceso deseado por el Papa y coordinado por el Dicasterio para la Cultura y la Educación. Un proceso al que Amaranto, confía Francisco, contribuirá “con inteligencia, prudencia, creatividad y valentía”.

La tarea encomendada al prelado será "ardua y llena de esperanza", ya que está llamado a "llevar a término la obra tan bien iniciada" por su antecesor, es decir, "hacer más robusta y ágil la Universidad Lateranense", precisamente, para llevar adelante el anuncio del Evangelio.

“La Universidad del 'Papa' -escribe Francisco- deberá sumergirse en esta misión, consciente de su especial cercanía al Sucesor de Pedro y de su tarea de confirmación de los hermanos, y esto en la temporada histórica, eclesial y cultural en la que el Señor nos llamó a vivir".

Otros nuevos nombramientos en la Lateranense
En la carta, Francisco anuncia también el nombramiento de un director administrativo, para que ayude a monseñor Amarante “tanto en la gestión administrativa y económica como en la elaboración de un plan de desarrollo que haga de la Universidad Lateranense una protagonista del sistema universitario eclesiástico y civil”. Además, Amarante se apoyará en los órganos competentes de la universidad, “en la planificación educativa y administrativa, escuchando los signos de los tiempos, valorando la colaboración con los Institutos Pontificios insertos ad instar Facultatis en la Universidad”.

El nuevo rector contará también con el apoyo del Consejo Superior de Coordinación, a cuyos miembros previstos se sumarán “otros exponentes cualificados de la Curia romana y del mundo universitario".+