Lunes 18 de octubre de 2021

Mons. Mestre: "¿Busco ir a Jesús o tengo la tentación de irme?"

  • 24 de agosto, 2021
  • Mar del Plata (Buenos Aires) (AICA)
El obispo de Mar del Plata reflexionó sobre el Evangelio del domingo, que sintetizó en tres palabras: "fracaso", "ir" y "palabras"
Doná a AICA.org

El obispo de Mar del Plata, monseñor Gabriel Mestre, invitó a observar el seguimiento de Jesús y resumió el Evangelio con tres puntitos: "fracaso", "ir" y "palabras".

Lenguaje duro, escándalo y fracaso
En primer lugar, monseñor Mestre observó el momento en el que los discípulos “protestaban” por el mensaje de Jesús. Con relación a esto, aclaró que el Señor no “licúa” el mensaje para seguir teniendo la multitud de su lado, ni desdice de su Palabra “para que no lo abandonen”. “Es fiel y no le teme al fracaso o al aparente fracaso”, reparó.

“Recordemos que comenzamos el capítulo seis con una multitud que sigue y quiere hacer rey a Jesús, y lo concluimos con solo doce discípulos que continúan su camino. Humanamente hablando, asistimos a un aparente fracaso en el ministerio del Señor”, detalló.

En este punto, reflexionó: “¿Acepto que en algunos puntos el mensaje de Jesús es duro?” y “¿acepto e integro el fracaso o aparente fracaso como parte de mi vida?”.

¿A quién vamos a ir?
En el segundo punto, remarcó la respuesta de Pedro a Jesús cuando Él pregunta a los doce si también quieren irse: “¿A quién vamos a ir?”. “Es una pregunta que nos hace tomar contacto con la intemperie propia de la vida. Nos pone de frente a qué o a quién nos puede dar la verdadera seguridad. Seguro que muchas veces nos hemos equivocado y hemos buscado mal este ‘a quién ir’. Como acontece en la primera lectura, la tentación de ‘servir a otros dioses’”, consideró el obispo.

En cuanto a esto, invitó a preguntarse: “En medio de la intemperie de la vida: ¿en qué y en quién buscamos la verdadera seguridad?” y “¿busco ir a Jesús o tengo la tentación de irme?”

Tú tienes palabras de Vida Eterna
Para terminar, destacó la última profesión de fe de Pedro: “Tú eres el Mesías, el Hijo del Dios vivo”. “Aquí, en Juan, los Doce ratifican con un gran amén todo lo que Jesús ha planteado en el capítulo 6 como síntesis de todo el Evangelio. Este es el verdadero amén, el de la confianza en la palabra de Jesús”, precisó.

“La respuesta de Pedro es en plural, señalando así el sentido comunitario y eclesial que tiene esta profesión. Por otra parte, se ve ratificada por otro plural que la acompaña y que enriquece la verdadera identidad de Jesús: ‘Nosotros hemos creído y sabemos que eres el Santo de Dios’”, destacó el obispo.

Por último, exhortó a la reflexión: “¿Qué lugar le doy a la Palabra del Maestro en mi vida? ¿Leo, medito, oro con la Biblia, sobre todo con los Evangelios?” y concluyó con la pregunta: “¿De qué lado estoy: de la multitud que abandona el seguimiento de Jesús o de los doce que confían realmente en su Palabra?”.+