Domingo 14 de agosto de 2022

Mons. Croxatto: Caminar en la riqueza de los hijos de Dios

  • 2 de agosto, 2022
  • Neuquén (AICA)
El obispo de Neuquén llamó a "mirar a ese Cristo que se despojó de sí mismo para enriquecernos a todos nosotros".
Doná a AICA.org

En el domingo 18° del tiempo ordinario y a la luz de las lecturas del Evangelio, el obispo de Neuquén, monseñor Fernando Martín Croxatto, centró su reflexión sobre los males de la avaricia, la codicia y la acumulación desmedida de los bienes materiales.

El prelado sostuvo que el mensaje de la liturgia dominical “es un llamado a la sabiduría”, una invitación para poder transitar este mundo “viviendo sabiamente”.

Asimismo, monseñor Croxatto se refirió a la codicia, a ese consumismo que “nosotros vivimos” diariamente y que en el fondo “es la tentación por la codicia de los ojos, a querer acaparar algo, a tenerlo para nosotros y entonces se nos van presentando todo el tiempo y vamos consumiendo más cada día”.

Citando a San Pablo, quien recordaba que la avaricia es una forma de idolatría, el obispo recordó que justamente “esa es la raíz que la Palabra de Dios nos trae como la raíz de fondo de todos estos males y de este pecado capital”. 

“¿Y por qué es la idolatría? Porque cambio el foco. Dejo de tener al creador, al Señor, a Dios como aquel que nos da los bienes y es el dueño verdaderamente de todo y que me comparte ese bien para que lo administremos para todos, y me pongo en el lugar de Dios, o tomo algo y lo pongo en el lugar de Dios, como tomamos el dinero, nuestros bienes y posesiones, que pasan a ser nuestros propios ídolos y que terminan esclavizándonos y confrontándonos”, advirtió.

En este domingo, agregó, “el Señor nos invita a ser sabios, a no ser necios” y esa preocupación excesiva por los bienes materiales, dijo, solamente “deberían ser nuestros medios para poder vivir más humanamente y ayudarnos”.

Finalmente, pidió ser ricos a los ojos de Dios, e instó a “mirar a ese Cristo que se despojó de sí mismo para enriquecernos a todos nosotros”.+