Viernes 12 de agosto de 2022

Mons. Araya ordenó dos sacerdotes para Cruz del Eje

  • 14 de diciembre, 2021
  • Villa Cura Brochero (Córdoba) (AICA)
El obispo de Cruz del Eje, monseñor Hugo Ricardo Araya, ordenó sacerdotes a dos miembros de la Sociedad de San Juan, el 11 de diciembre en Villa Cura Brochero.
Doná a AICA.org

En una misa presidida por el obispo de Cruz del Eje, monseñor Hugo Ricardo Araya, el 11 de diciembre fueron ordenados sacerdotes Juan Ignacio Poodts y Aaron Stettler, miembros de la Sociedad San Juan, fundada en la diócesis. La ceremonia tuvo lugar en el salón parroquial "Mi Purísima", de Villa Cura Brochero.

El obispo inició su homilía citando a San John Henry Newman, uno de los santos protectores de la Sociedad San Juan: “(…) el cardenal Newman, hablando de la cercanía de la gloria de Dios en Jesús, decía: Él había comenzado a manifestar su Gloria por los milagros, pero, ¿Dónde? en un banquete de bodas; y ¿Cómo? multiplicando el vino. La gloria de Dios manifestada en las cosas más hermosas que pueden vivir las personas, manifestada en lo que el hombre, la mujer y los amigos hacen, realizan, festejan”, señaló el obispo.

A los nuevos presbíteros, el obispo los invitó a desarrollar el gusto espiritual de ser pueblo: “Ustedes, participando en la sociedad, han sido llamados para ser pastores de alma, significa pastores con todo, no sólo tener el oficio de pastor. Entonces, para serlo, es necesario desarrollar el gusto espiritual de estar cerca de la vida de la gente. Hasta el punto de descubrir que ese gozo, que ese deseo, es el gozo mayor”, alentó.

Juan Ignacio y Aaron, sellaron este sábado para siempre su configuración con Cristo Pastor. En relación a ello, monseñor Araya los invitó a contemplar la mirada amorosa de Jesús en la cruz "cuando termine este día, cuando se acaben las luces, los saludos, la música y las canciones; y ustedes se queden ante Jesús crucificado para reconocer todo el amor ofrecido y dado por ustedes con la ordenación, cuando se queden solos ante Jesús en la cruz, que es la mayor muestra del amor de Dios, amor que hoy los ha ligado de un modo nuevo y especifico con el Ser del Sumo Sacerdote y Pastor, eso hace la ordenación sacerdotal: establecer una nueva ligazón ontológica, especifica con Cristo Pastor”, aseguró.

Monseñor Araya invitó a los neopresbíteros a que luego de mirar a Jesús en la cruz, empiecen a percibir que esa mirada de amor de Jesús se amplía y se dirige llena de cariño hacia todo su pueblo: “Ese amor los ha llamado para ser instrumentos para que Él llegue cada vez más cerca de sus ovejas, las ovejas son suyas. Los ha tomado del pueblo, y los envía al pueblo, en una sociedad fraterna, apostólica”.

Finalmente, el prelado pidió al Santo Cura Brochero, modelo y patrono de los sacerdotes argentinos, que interceda por ellos: “Nuestra identidad de pastores no se entiende sin esta pertenencia al santo pueblo fiel de Dios. ¡De esto supo tanto el Cura Brochero! Que los tome de su mano el santo, y que su intercesión los acompañe hasta la muerte”, concluyó.

La Sociedad San Juan es una sociedad de vida apostólica dedicada a la Nueva Evangelización. Fue fundada el 19 de marzo de 2001 en la Solemnidad de San José, en la diócesis de Cruz del Eje. Actualmente administran la parroquia El Salvador, en la localidad de Serrezuela.

Juan Poodts nació en San Isidro, provincia de Buenos Aires. Conoció a la Sociedad San Juan cuando estaba en el secundario del colegio San Juan el Precursor. Es el tercero de cuatro hermanos. Participó, con la Sociedad San Juan, de varias misiones de verano, y el programa Fragua para universitarios. Estudio filosofía en la Universidad del Norte Santo Tomás de Aquino en Buenos Aires, y después de un tiempo de discernimiento en la Sociedad San Juan, hizo su probación, vivió un año en Serrezuela, en la diócesis de Cruz del Eje, y luego terminó sus estudios en la Casa de la Sociedad San Juan.

Aaron John Stettler es de Phoenix, Arizona, Estados Unidos. Estudió en la Universidad Estatal de Oregon, ahí conoció a la Sociedad San Juan, y en su primer año discernió su vocación. Luego viajó a la Argentina, hizo su probación, vivió un año en Venado Tuerto, completó sus estudios de filosofía en la Universidad del Norte Santo Tomás de Aquino y luego volvió a la Casa de Estudios de la Sociedad San Juan para completar los estudios teológicos.+