Martes 29 de noviembre de 2022

Mons. Araya a nuevos diáconos: "Solo puede ser ordenado alguien que ha reconocido su debilidad"

  • 9 de noviembre, 2022
  • Cruz del Eje (Córdoba) (AICA)
En el marco de una catedral local colmada, el obispo de Cruz del Eje ordenó en el diaconado a los seminaristas Martín Ugolini, Agustín Sánchez, Fabián Jofré y Rodrigo Llorente (Sociedad San Juan).
Doná a AICA.org

Monseñor Hugo Ricardo Araya, obispo de Cruz del Eje, ordenó diáconos camino al sacerdocio a los seminaristas Martín Ugolini, Agustín Sánchez, Fabián Jofré y Rodrigo Llorente (Sociedad San Juan) ante una multitud que colmó, el sábado 5 de noviembre, la catedral Nuestra Señora del Carmen.

En la homilía, el prelado cruzdelejeño reflexionó sobre la pregunta inicial ¿saben si son dignos?, que se hace en el rito de ordenación, diciendo: “Solo puede ser ordenado alguien que ha reconocido su debilidad, esa que tenemos por ser humanos y la propia e histórica debilidad. Reconocer significa pararse ante la propia debilidad con responsabilidad, para que la debilidad no les quite la libertad en la entrega y la humildad en el servicio”.

Monseñor Araya explicó que la función de un diácono es representar de modo especial, por medio de un sacramento, la diaconía de Cristo servidor. “El diácono es signo sacramental de Cristo Servidor y de la Iglesia servidora. La Iglesia tiene que asumir este servicio de Cristo, de tal modo que el menos importante de los hermanos sea destinatario de una intensa atención llena de amor”, puntualizó, y detalló las tareas específicas que se esperan del diácono en una parroquia.

“A un diácono se le confía despertar y animar la actividad caritativa. Ha de cuidar que no haya amor a Dios sin amor al prójimo; que se preste al pueblo el servicio del amor cristiano. El diácono ha de equipar y capacitar a la comunidad para que sea comunidad diaconal, para que todos asuman la misión a la que han sido llamados por el bautismo y la confirmación”, sostuvo.

“Un diácono gasta su tiempo trabajando en Caritas, en un hospital, en un hogar de ancianos; se encuentra con los hermanos privados de libertad y con los que acaban de salir de la cárcel. Se preocupa por las personas que viven solas, de los que no tienen familia, de los que sufren”, profundizó.

Al finalizar su predica, monseñor Araya sintetizó a los candidatos el fin que deben perseguir: “A ustedes les toca por un tiempo practicar todo esto, para que cuando sean ordenados sacerdotes lleven incorporado en el corazón este modo de servir”, concluyó.

De los cuatro diáconos transitorios, tres se encuentra en funciones pastorales en la diócesis de Cruz del Eje: Martín Ugolini en la parroquia San Antonio de Padua de Capilla del Monte; Agustín Sánchez en la parroquia Santa Rosa de Lima en Cruz del Eje; y Fabián Jofré en la parroquia Nuestra Señora del Valle en Cruz del Eje. Por su parte, Rodrigo Llorente lo hace en la parroquia María Madre del Redentor, en la ciudad de Córdoba.+