Miércoles 6 de julio de 2022

Mesa Interreligiosa del Chaco rechaza proyecto de ley de "violencia religiosa"

  • 11 de noviembre, 2021
  • Resistencia (Chaco) (AICA)
Líderes de los credos expresan preocupación por la iniciativa para "regular el ejercicio de la fe y el culto" en la provincia y piden respeto, protección y valoración de la libertad religiosa.
Doná a AICA.org

Los integrantes de la Mesa Interreligiosa del Chaco alzaron su voz y manifestaron su “profunda preocupación y fuerte rechazo” al proyecto de ley Nº 2332/2021 presentado en la legislatura provincial, con la pretensión de regular el ejercicio de la fe en niños, niñas y adolescentes en cuestiones de género y "violencia religiosa" creando un "comité de expertos" ajenos a la comunidad religiosa que tendrá amplias facultades.

“La imposición de formación sobre perspectiva de género a miembros de las instituciones religiosas, sin respetar sus derechos de pensamiento, conciencias y creencia religiosas, es un mecanismo de imposición ideológico, de criterios e intereses que conducen a la privación de la libertad de conciencia, cuyos contenidos y fundamentos en gran medida deben ser abordados buscando la verdad, el desarrollo humano integral, el respeto la dignidad humana, junto con el bien común”, advirtieron.

Los líderes de los credos representativos en la provincia insistieron en advertir que este proyecto logra y persigue la violación y atropello de la libertad religiosa, por lo que junto con sus feligreses y ciudadanos solicitaron su respeto, protección y valoración.

Texto del comunicado
En nuestro carácter de integrantes de asociaciones civiles, iglesias y comunidades religiosas de la provincia del Chaco, queremos alzar la voz y manifestar nuestra profunda preocupación y fuerte rechazo al proyecto de ley Nº: 2332/2021 presentado en la legislatura provincial. 

Es preciso recordar, que todo ser humano por su esencia social, tiene derecho a profesar y manifestar libremente su concepción religiosa, interactuar, comunicarse y compartir sus convicciones con los demás, en búsqueda de la paz personal y en el ámbito de sus relaciones de convivencia.

La legislación provincial, debe respetar los principios, derechos y espíritu de la Constitución Nacional, Los Tratados Internacionales con Jerarquía Constitucional incorporados a ella (art.75 inc.22) junto con la Constitución Provincial, observándose que dicho proyecto violenta la Libertad de conciencia (art.19 CN), Libertad de Pensamiento (art. 13.1 Pacto San José de Costa Rica); Libertad de Conciencia y Religión (art.12 PSJCR) y en particular la Libertad de conciencia y de Culto (art.16 Constitución de la Provincia del Chaco). La creación de registros y/o comités de supuestos expertos para ejercer controles sobre instituciones religiosas, sus dogmas y/o funcionamiento, por vía del estado, ha sido una constante en diferentes épocas de la historia, siendo común que esto suceda en gobiernos ajenos de respeto a las libertades y los derechos de sus ciudadanos.

La imposición de formación sobre perspectiva de género, a miembros de las instituciones religiosas, sin respetar sus derechos de pensamiento, conciencias y creencia religiosas, es un mecanismo de imposición ideológico, de criterios e intereses que conducen a la privación de la libertad de conciencia, cuyos contenidos y fundamentos en gran medida deben ser abordados buscando la verdad, el desarrollo humano integral, el respeto la dignidad humana, junto con el bien común.

Entre las causas más importantes de las crisis de nuestra cultura, está la conciencia humana anestesiada y un alejamiento de los valores religiosos, además del predominio del individualismo y de las filosofías materialistas, al querer expulsar a Dios de la sociedad, se pisotea la dignidad de la persona, conduciendo a la privación de la libertad de conciencia y la libertad religiosa, dejándole una herida en la humanidad radicalmente empobrecida, privada de esperanza e ideales, cuestión que las comunidades, iglesias e instituciones religiosas en común, tratamos de acompañar la vida, sostener la esperanza, ser caminos de crecimiento y plenitud de cada persona humana.

Hay un derecho humano fundamental que no debe ser olvidado en el camino de la fraternidad y de la paz; y la libertad religiosa para los creyentes de todas las religiones. Esa libertad proclama que podemos “encontrar un buen acuerdo entre culturas y religiones”, este proyecto logra y persigue su violación y atropello, las iglesias y comunidades religiosas, junto a su pueblo y feligreses, y/o ciudadanos en general solicitamos su RESPETO, PROTECCION Y VALORACION.

Instamos a las autoridades democráticas, que predomine la LIBERTAD y la JUSTICIA, en sus decisiones, pedimos al buen DIOS que los bendiga.

Silvina Rico, coordinadora Mesa Interreligiosa Chaco; monseñor Ramón Alfredo Dus, arzobispo de Resistencia; pastor Daniel Gauna, Iglesia Evangélica; Uri Jaraz, presidente de la Comunidad Judía del Chaco; Fernando E. Guirado, presidente Comisión Justicia y Paz de la arquidiócesis de Resistencia; Ernesto Cáceres, Mesa Interreligiosa del Chaco; Marianela Rodriguez, Comunidad Islámica del Chaco; pastor Armando Balvides, Iglesia Central, regional Templo Vida; Sergio Miguel Tonetti, Mesa Interreligiosa; pastor Darío Gimenez, Iglesia Evangélica; y padre Rafael del Blanco.+