Martes 28 de junio de 2022

El Papa dejó un mensaje de reconciliación en Sri Lanka

  • 15 de enero, 2015
  • Colombo (Sri Lanka)
El papa Francisco concluyó el jueves 15 por la mañana su viaje apostólico de tres días en Sri Lanka. Antes de partir con rumbo a Filipinas, el Santo Padre realizó una visita a la capilla de Nuestra Señora de Lanka, en Bolawalana, en donde rezó por el país asiático y agradeció a la Virgen las gracias obtenidas. El Santo Padre se despidió de las autoridades civiles y religiosas de Sri Lanka que lo acompañaron en su último acto en el aeropuerto internacional de Colombo, donde un nutrido grupo de niños lo despidieron alegremente con banderas del Vaticano, blancas y amarillas.
Doná a AICA.org
El papa Francisco concluyó el jueves 15 de enero su viaje apostólico de tres días en Sri Lanka, cuando a las 9 hora local despegó con rumbo a Filipinas a bordo de una aeronave de la empresa Sri Lankan.

Antes de partir, el Santo Padre realizó una visita a la capilla de Nuestra Señora de Lanka, en Bolawalana, en donde rezó por el país asiático y agradeció a la Virgen las gracias obtenidas.

El Santo Padre estuvo acompañado por un grupo de jesuitas locales que pertenecen al Instituto Benedicto XVI, que el arzobispo de Colombo, cardenal Malcom Ranjith, creó recientemente en cercanías de la capilla. También participaron de esta visita algunos pescadores locales. Afuera de la capilla aguardaron al Papa unas 5.000 personas y un coro con unos 250 integrantes.

El rector de la capilla, el padre Mahamalage Quintus Fernando, fue quien acompañó al Pontífice para mostrarle el interior del recinto.

El cardenal Ranjith lanzó el proyecto de crear el Instituto Benedicto XVI en 2011. Su objetivo es colaborar con la reconstrucción de la nación luego de 30 años de guerra civil. Cuenta con áreas para el Diálogo Interreligioso, idiomas extranjeros, Filosofía, Teología y Economía.

Al llegar al aeropuerto de Colombo, el Santo Padre se despidió de las autoridades civiles y religiosas de Sri Lanka que lo acompañaron, y un nutrido grupo de niños lo despidió alegremente con banderas del Vaticano y de Sri Lanka.

El Papa se despidió, emocionado del pueblo cingalés, que a lo largo de tres días se volcó a las calles en esta primera parte del viaje, la que en principio se esperaba menos mediática.

El avión de la compañía Sri Lankan llegó a Manila luego de recorrer más de 4.500 kilómetros en seis horas y sobrevolar el espacio aéreo de la India, Myanmar, Tailandia, Camboya y Vietnam.+