Miércoles 1 de febrero de 2023

Benedicto XVI: obispos e instituciones argentinas expresan sus condolencias

  • 2 de enero, 2023
  • Buenos Aires (AICA)
Las diferentes diócesis, obispos, confesiones religiosas y la sociedad civil hicieron llegar sus condolencias por el fallecimiento del Papa emérito.
Doná a AICA.org

Tras conocerse la noticia de la muerte de Benedicto XVI, acaecida este 31 de diciembre a las 9:34 en el Monasterio Mater Ecclesiae del Vaticano, las diferentes Iglesias particulares, obispos y toda la sociedad civil del país hicieron llegar sus condolencias por la pérdida del Papa emérito. 

La Iglesia argentina destacó sus virtudes
En un mensaje difundido por la Conferencia Episcopal Argentina (CEA), los obispos agradecen su servicio a la Iglesia con “entrega generosa y hasta el final de su vida” y destacan “su fe robusta, su esperanza incólume, su caridad ejemplar”.

“Firmemente arraigado en Cristo, ha ofrecido a la Iglesia un magisterio que alimenta su andar peregrino y evangelizador”, destaca el Episcopado

Card. Poli: “Nos queda el recuerdo de un Papa santo”
El arzobispo de Buenos Aires, cardenal Mario Aurelio Poli, compartió una reflexión sobre la importancia del pontificado de Benedicto XVI. Un Papa “entregado a la Iglesia”, subrayó, cuyos años en el ministerio petrino “fueron muy fecundos”.

El arzobispo de Buenos Aires destacó sus encíclicas sobre la fe, la esperanza y la caridad, que “nos hicieron mucho bien”, pero además su entrega, sus visitas misioneras, su palabra, su pensamiento de teólogo y su claridad para con la Iglesia y el mundo contemporáneo que le tocó vivir.

“Estas primeras palabras las decimos con el corazón, con el sentimiento de hijos”, expresó y pidió: “Que todo lo que él sembró a lo largo de su vida y de su fecundo ministerio encuentre también al Buen Pastor que lo invita a participar del reino de los cielos”. “Lo tenemos en el corazón”, concluyó.

La arquidiócesis de Rosario “se une al dolor de la Iglesia toda”
“La verdad, que vive unida a la caridad (Veritas in caritate e Caritas in veritate) puede ser vista como el centro de su vida, de su búsqueda teológica y de su guía de la Iglesia universal, primeramente en la entonces Congregación para la Doctrina de la Fe y luego en el Pontificado. El Señor le conceda el premio al servidor bueno y fiel”, reza el comunicado de la arquidiócesis.

El arzobispo de La Plata lo recordó citando sus enseñanzas
El arzobispo de La Plata, monseñor Víctor Manuel Fernández, celebró la Eucaristía por el eterno descanso del Papa Benedicto XVI y quiso recoger algunas de sus enseñanzas dadas precisamente en distintas misas de fin de año o de año nuevo.

En ese sentido, recordó que Benedicto XVI decía que “la Iglesia vive para alabar y dar gracias a Dios. Ella misma es acción de gracias a lo largo de los siglos, testigo fiel de un amor que no muere, de un amor que abarca a todos” (31/12/2005).

Entre otras, también recogió esta reflexión del papa emérito: “La presencia maternal de María nos asegura que Dios no nos abandona nunca, si nos entregamos a él y seguimos sus enseñanzas. Así pues, con filial afecto y confianza encomendemos a María las esperanzas y los anhelos, así como los temores y las dificultades que llevamos en el corazón, mientras despedimos el año” (31/12/2008).

Mons. Rossi: "Un hombre que le dio mucho a la Iglesia con su inteligencia y su sabiduría"
En este hacer memoria agradecida, el arzobispo de Córdoba, monseñor Ángel Sixto Rossi SJ puso "en las manos del Señor, con agradecimiento, a este hombre de Dios, ciertamente, que gobernó la Iglesia 8 años" y añadió: "Un hombre que le dio mucho a la Iglesia con su inteligencia y su sabiduría".

"Sin duda lo que quedará para siempre en el corazón nuestro es la admiración y el agradecimiento por ese gesto inmenso de humildad, de aceptación de sus propios límites, de amor a la Iglesia por encima del amor propio, de confianza en la Providencia, todo lo cual se expresó en la valentía de decidir dar un paso al costado, un gesto que nos sorprendió, pero que claramente habla de una grandeza inmensa del corazón, porque hay que tener mucha valentía, muchas agallas, para una decisión de semejante talla”, añadió.

Mons. Sánchez: “Gracias por tu entrega generosa”
“Como al Apóstol Pedro, Dios confió a Benedicto XVI la misión de confirmar a sus hermanos en la fe, guiando, fortaleciendo y animando a su Pueblo Santo, misión que el Papa supo cumplir con brillante lucidez”, expresó el arzobispo de Tucumán, monseñor Carlos Alberto Sánchez, mientras destacaba su “vida humilde, consagrada a Dios, entregada y sacrificada para que nuestro Salvador sea conocido y amado”.

También elogió que “como teólogo y como pastor, supo hablar de Jesucristo de manera profunda y convincente, alimentando y fortaleciendo la fe en la Iglesia, haciendo que los hombres comprendan el fundamento de su esperanza y den testimonio del amor de Dios en el ejercicio de la caridad”.

“Querido Benedicto XVI, que Nuestra Madre la Virgen, a quien amabas y en quien te confiabas, te reciba en la Gloria del Señor. Gracias por tu testimonio de fidelidad al amor de Dios, por ayudarnos a profundizar en los misterios de nuestra fe, por tu testimonio de humildad al servicio del Pueblo Santo de Dios, por tu amor autentico a Dios y a su Iglesia, gracias por tu entrega generosa”, concluyó.

Mons. Fenoy destacó su amor profundo y total a Cristo
Monseñor Sergio Alfredo Fenoy, arzobispo de Santa Fe de la Vera Cruz, describió cómo Benedicto “ha buscado siempre servir a Cristo y a su Iglesia con amor profundo y total. En estos últimos años, lo ha hecho de una manera silenciosa y eficaz: con una vida dedicada a la plegaria”.

También llamó a agradecerle a este “simple y humilde trabajador de la viña del Señor”, como él mismo se definió, “su providencial gesto de enfrentar sin temor ni respeto humano el peso del ministerio”, cuando decidió con plena libertad renunciar al oficio de Obispo de Roma y Sucesor de San Pedro.

“Ruego, me permitan, como merecido y cariñoso homenaje, compartirles una de sus últimas expresiones públicas”, pidió, mientras citaba las palabras de despedida a los cardenales presentes en Roma el 28 de febrero de 2013: ‘La Iglesia es un cuerpo vivo, animado por el Espíritu Santo y vive realmente por la fuerza de Dios. Ella está en el mundo, pero no es del mundo: es de Dios, de Cristo, del Espíritu. (...) Permanezcamos unidos, queridos hermanos, en este Misterio: en la oración, especialmente en la Eucaristía cotidiana, y sirvamos así a la Iglesia y a toda la humanidad. Esta es nuestra alegría, que nadie nos puede arrebatar’.

Expresiones de pesar y gratitud de Mons. Dus
"Que está partida de Benedicto a la casa del Padre, sea realmente una gracia para toda la iglesia y también para todos nosotros", pidió el arzobispo de Resistencia, monseñor Ramón Alfredo Dus, haciendo "una memoria agradecida al Papa que me nombró obispo auxiliar de Reconquista primero y luego obispo titular de la misma".

"Junto a la gratitud personal he reconocido siempre su competencia teológica y sobre todo su grandeza espiritual que la dignificó con su abdicación a la sede de Pedro. Si una persona vale por sus renuncias, Benedicto XVI con ella coronó su grandeza", destacó.

El obispo castrense invitó a rezar por “este hombre de Dios"
“Ha muerto un grande, un hombre de Dios, un santo, hemos sido privilegiados los hombres y mujeres de estos tiempos que hemos podido compartir parte de la vida con este hombre de Iglesia entregado al Señor con una dedicación y un amor imitable y admirable”, expresó monseñor Santiago Olivera, obispo castrense de Argentina.

“Él ha tenido una vida dedicada a la Iglesia, con su inteligencia, su profundidad, su capacidad y a la vez, su humildad y su sencillez”, indicó el obispo agradeciendo “la bendita cantidad de años que tuvimos con vida a Benedicto XVI entre nosotros”.

Mons. Fernández destaca su sabiduría, bondad y humildad
Desde Roma, el obispo de Jujuy, monseñor César Daniel Fernández recordó que “su sabiduría, su bondad y su humildad me impresionaban siempre que lo escuchaba”. El también presidente de la Comisión Episcopal de Ministerios de la CEA llamó a “acompañar con nuestra oración agradecida esta pascua del Papa emérito, pidiendo que brille para él la luz que no tiene fin”.

Mons. García Cuerva: "Supo iluminar la realidad a la luz del evangelio"
En un sentido mensaje, el obispo de Río Gallegos lo describió como un gran teólogo y destacó que "en un mundo en el que todos buscan perpetuarse en el poder, Benedicto dio un paso al costado y siguió acompañando desde la sencillez".

“Recuerdo su encíclica ‘Dios es amor’, en la que afirma categóricamente que cerrar los ojos ante el prójimo nos hace ciegos ante Dios", agregó el prelado.

Por último, monseñor José Ignacio García Cuerva pidió rezar por el Papa Benedicto, "pedir por su eterno descanso y al mismo tiempo aprender de él. Aprender a dar un paso al costado cuando sea necesario, sabiendo que en este mundo cada uno tiene una misión, pero que no somos indispensables", concluyó.

Mons. Buenanueva elogia su obra teológica y destaca su legado
“Su inmensa producción teológica refleja, como a través de una filigrana, el alma inquieta de este hombre de fe”, subrayó el obispo de San Francisco, Sergio Osvaldo Buenanueva, “al despedir de esta vida mortal al querido Papa emérito Benedicto XVI”.

“Pienso que, por encima de todo, nos sea inmensamente necesario y urgente entrar en el cauce profundo de la corriente espiritual que lo animaba, tanto como fecundaba su prodigiosa inteligencia”, reflexionó.

“Allí están Dios y su Cristo, la alegría de la fe, la luz que nos alcanza al saborear la Palabra y al celebrar los misterios en la sagrada Liturgia. De allí proviene la que tal vez sea la más feliz formulación de su magisterio”, concluye, citando un pasaje de la encíclica Dios es Amor.

Mons. Jofré: “Nuestra generación debe mucho a su magisterio”
“Su vida de entrega a Dios en el servicio a la Iglesia, a la que amó con toda su alma, ha sido particularmente intensa y comprometida. Nuestra generación debe mucho a su magisterio”, destacó el obispo de Villa María, monseñor Samuel Jofré, al explicar que “su amor por la verdad nos iluminó y nos fortaleció frente a la dictadura del relativismo. Agradecemos a Dios Nuestro Señor que nos regaló su ministerio”.

“Nuestra piedad filial para con él nos lleva a ofrecer nuestra oración por su eterno descanso”, invitó.

Mons. Torrado Mosconi: “Pensamiento y mansedumbre, el legado”
El obispo de Nueve de Julio, monseñor Ariel Edgardo Torrado Mosconi, se refirió a Benedicto XVI como “uno de los pensadores más lúcidos de nuestra época, contándolo entre los mejores teólogos cristianos y gran pastor de la Iglesia universal que culminó su papado con un magnífico gesto de humildad, coraje y responsabilidad”.

“De lo vasto y rico de su legado, bien puede destacarse su aprecio por cuanto la cultura judeo-greco-romana ha significado para la humanidad”, expresó mientras recordaba el influjo de su figura y pontificado en la diócesis nuevejuliense, apreciando y agradeciendo “lo que hoy podemos considerar su marca y herencia”.

Finalmente, el prelado resumió “lo más significativo de la herencia de Joseph Ratzinger: Iglesia, familia, pequeño rebaño, misterio de comunión y misión”. “¡Gracias Benedicto XVI por tu vida, servicio y testimonio!”, concluyó.

Mons. Mestre resalta su humildad en el servicio y su profundidad en la reflexión teológica
El obispo de Mar del Plata, monseñor Gabriel Mestre, junto a toda la Iglesia Diocesana "da gracias a Dios por la vida y ministerio del Papa emérito". "Su humildad en el servicio y su profundidad en la reflexión teológica seguirán siendo un ejemplo que ha de animar la vida de los creyentes" expresa monseñor Mestre y pide a toda la comunidad unirse en oración en todas las celebraciones de este fin de semana pidiendo por el eterno descanso de Benedicto XVI.

El rector de la UCA da gracias “por su testimonio de fe y de vida"
El doctor Miguel Ángel Schiavone dirigió un mensaje a la comunidad universitaria en el que comunica "con profundo pesar" el fallecimiento "de nuestro Papa Emérito Benedicto XVI, quien durante casi ocho años condujo a la Iglesia con la impronta anunciada en su primer discurso 'como un humilde trabajador de la viña del Señor'".

"Siempre fiel a su lema episcopal 'Cooperatores veritatis' (Colaboradores de la verdad) entendía la importancia de buscar la verdad con amor 'caritas' -tan mencionada en sus encíclicas- y ponerse a su servicio", resaltó el Dr. Schiavone e invitó "a que nos unamos a la oración de la Iglesia que lo encomienda a los brazos amorosos y a la mirada misericordiosa del Señor y a dar gracias por su testimonio de fe y de vida".

La Acción Católica Argentina agradece su servicio a la Iglesia
“Gracias Benedicto XVI. Que el Señor te reciba en su amor eterno y la Virgen te abrace para siempre en su amor de madre. La Acción Católica Argentina agradece tu servicio a la Iglesia. ¡Alabado sea Jesucristo en tu pascua!”, expresó la institución en un comunicado.

La Corporación de Abogados Católicos elogia su santidad y virtudes
La Corporación de Abogados Católicos expresa su más profundo pesar por el fallecimiento del Papa emérito, “que tantas contribuciones realizó a la vida de la Iglesia”. “La luz y gracias especiales con las que el Espíritu Santo lo iluminó se han percibido notablemente en su santidad y las excelentes virtudes de preclara inteligencia”, destacan.

“Su coraje contra el establecimiento de leyes inicuas que infringen el orden natural, lo consagran como un verdadero campeón en la lucha contra la dictadura del relativismo moral y el falso ídolo de lo políticamente correcto”, elogian.

“También fueron notables la suavidad con la que ejerció su pontificado en el respeto a la libertad de los hijos de Dios, y la firme prudencia con la que siguió acompañando la vida de la Iglesia y al Papa Francisco luego de su renuncia”, concluyen.

Confraternidad Argentina Judeo Cristiana y Centro Islámico
"Fue sin duda uno de los teólogos más influyentes del siglo XX y que más ha profundizado en la relación con el judaísmo", expresó la Confraternidad Argentina Judeo Cristiana (CAJC), que "se une al dolor de la grey católica ante la pérdida del Papa Emérito, Benedito XVI".

"Profundizó precisamente en la relación única e inconfundible con el Pueblo de la Alianza y ello se desprende de la lectura de sus libros y escritos que se conocieran en su fecunda vida", destacan desde la institución, al tiempo que añaden: "Ese amor incondicional entre unos y otros es la herencia que nos deja Ratzinger".

El Centro Islámico de la República Argentina también lamentó el fallecimiento del Papa Emérito Benedicto XVI, cuyo pontificado se extendió desde el 19 de abril de 2005 hasta su renuncia el 28 de febrero de 2013.+