Lunes 10 de mayo de 2021

Recordaron al Siervo de Dios Eduardo Pironio a 23 años de su fallecimiento

  • 8 de febrero, 2021
  • Luján (Buenos Aires) (AICA)
El viernes 5 de febrero se cumplieron 23 años de la partida a la Casa del Padre del Card. Pironio. En la basílica de Luján se rezó ayer, domingo 7, una Eucaristía de acción de gracias.
Doná a AICA.org

Al cumplirse el 23° aniversario de fallecimiento del cardenal Eduardo Pironio, este domingo 7 de febrero, se celebró en la basílica de Luján una misa en su memoria y para pedir su pronta beatificación. 

La Eucaristía fue presidida por el obispo de Gregorio de Laferrere, monseñor Jorge Martín Torres Carbonel, y concelebrada por monseñor Ariel Edgardo Torrado Mosconi, obispo de Nueve de Julio, y varios sacerdotes. La celebración contó con la presencia de fieles con los protocolos correspondientes, y también fue transmitida por las redes sociales. 

En su homilía, monseñor Torres Carbonell destacó particularmente un texto del cardenal Pironio de 1976 sobre los “tiempos difíciles”, de enorme actualidad, tras el comentario de los textos de este domingo. “Hacen falta profetas de la esperanza”, resaltó citando al siervo de Dios. 

Señalando el ala izquierda de la basílica, recordó que Pironio “pidió ser enterrado aquí, para estar a los pies de la Virgen, en torno a quien transcurrió toda su vida, y pensó también en las necesidades de tantos que venimos peregrinando a Luján”. Al concluir, el prelado rogó especialmente por la beatificación del cardenal. 

En el cierre de la celebración, el presidente nacional de la Acción Católica Argentina, ingeniero Rafael Corzo, guio una oración por su beatificación. Los obispos se dirigieron al altar lateral del templo, en donde descansan los restos del cardenal, para hacer una oración que estuvo a cargo de monseñor Torrado Mosconi, pastor de la tierra donde nació Pironio.

Como cada año, la Acción Católica Argentina junto con el Instituto Cardenal Pironio, convocaron a esta misa en el domingo siguiente al 5 de febrero, fecha de su partida a la Casa del Padre. El viernes 5, se realizó un encuentro virtual para "mantener viva y actualizada la persona y la vida del cardenal, que dejó huellas indelebles en la Iglesia argentina, latinoamericana y universal".+