Martes 27 de febrero de 2024

Mons. Urbanc: 'Una caridad activa nos muestra que hay una fe viva'

  • 3 de noviembre, 2023
  • San Fernando del Valle de Catamarca (AICA)
El obispo de Catamarca celebró la misa por los fieles difuntos en el cementerio municipal, desde donde animó a tener una mirada de fe, una esperanza alegre y una caridad activa
Doná a AICA.org

“Que nuestros seres, desde el Cielo, nos ayuden a tener una mirada de fe, una esperanza alegre y una caridad activa”, expresó monseñor Luis Urbanc, obispo de Catamarca, durante la celebración eucarística en conmemoración de los fieles difuntos, que presidió este jueves en la capilla Jesús Resucitado y Nuestra Señora de Guadalupe, del cementerio municipal de la capital provincial.

En su homilía, el pastor diocesano manifestó: ““Hoy la Palabra de Dios nos propone que pongamos la mirada en Jesús, no muerto sino resucitado, porque eso es lo que cambió la historia de la humanidad”.

“Cuando venimos al cementerio a visitar y rezar por nuestros seres queridos fallecidos, tenemos que descubrir que venimos aquí a reflexionar sobre la vida, no sobre la muerte; sobre la vida que sigue, porque nuestro cuerpo se muere, pero nuestra alma sigue viva”, afirmó.

Aseguró, además, que “las almas de todos los que han fallecido ya se han tenido que presentar en el juicio, y nosotros rezamos por ellos, porque se tienen que purificar de tantos pecados, para que Dios los libere de las penas y puedan estar ante su presencia”.

Más adelante, el diocesano pidió al Señor “que nuestros seres, desde el Cielo, nos ayuden a tener una mirada de fe, una esperanza alegre y una caridad activa, porque una caridad activa nos muestra que hay una fe viva”.

“Tenemos que tener la certeza de que ellos están en medio de nosotros, aunque no los veamos, aunque no los toquemos, y eso es lo que dice esta verdad de fe que se llama comunión de los santos”, sostuvo.

Al finalizar la celebración eucarística, el prelado se trasladó hasta el ingreso de la necrópolis, donde rezó un responso ante la imagen de Jesús Resucitado, con la presencia de numerosos fieles, que llegaron a honrar y pedir por el eterno descanso de sus seres queridos fallecidos.

También por pedido de varias personas, bendijo algunos nichos en distintos sectores del cementerio.+