Miércoles 8 de febrero de 2023

Mons. García a los educadores: Su tarea es un acto de fe, de esperanza y de caridad

  • 6 de noviembre, 2019
  • San Justo (Buenos Aires) (AICA)
En el marco del Jubileo Diocesano por los 50 años de la creación de la diócesis
Doná a AICA.org

En el marco del Jubileo Diocesano por los 50 años de la creación de la diócesis de San Justo, se llevó a cabo el lunes 4 de noviembre en la Universidad Nacional de La Matanza un encuentro de educadores católicos.



La actividad tuvo lugar en el Salón de las Américas y contó con la presencia de más de 1200 participantes entre docentes y no docentes de las instituciones parroquiales y congregacionales.



Las palabras de bienvenida estuvieron a cargo del obispo de San Justo, monseñor Eduardo García, quien consideró: “Somos un solo colegio con muchas sedes”, ya que todos comparten la misma pasión por educar, y realizan una tarea que es “un acto de fe, de esperanza y de caridad”.



“De fe, porque educamos con la confianza del que siembra pero no cosecha; de esperanza, porque nuestro objetivo se centra en un futuro que se va gestando en el día a día; y de caridad, porque no existe acto educativo si no somos capaces de amar en nuestros niños y jóvenes, sus alegrías y dolores, sus dones pero también sus heridas”, detalló.



El director de la Junta Regional de Educación Católica (Jurec), presbítero licenciado Fabián Fusca, dio inicio con la oración, dando gracias a la Virgen María, Madre de Dios, por los 50 años de júbilo diocesano y por la vocación de los docentes.



Luego, el comediante Andrés Ini presentó un espectáculo en el que representó con humor las vivencias cotidianas que experimentan las comunidades educativas, y los presentes reflexionaron también sobre el valor del verdadero encuentro con el otro.



También fueron presentados dos videos, uno histórico en el que observaron el crecimiento de las instituciones católicas, y uno muy actual, en el que reconocieron el trabajo y la vida de tantos que se entregan al servicio de los demás.



La jornada culminó con la celebración de la Eucaristía y la distinción “Siguiendo tus huellas 3ª Edición” que valora y reconoce el trabajo de docentes y no docentes que han transformado la vida de tantos “dejando huellas” como Jesús Maestro.+