Martes 16 de agosto de 2022

Mons. Frassia: Orar sin desanimarse

  • 24 de octubre, 2019
  • Avellaneda (Buenos Aires) (AICA)
"Rezar es pedir, es suplicar, es interceder, es agradecer, y tener en cuenta que uno sabe que Dios
Doná a AICA.org

“Rezar es pedir, es suplicar, es interceder, es agradecer, y tener en cuenta que uno sabe que Dios nos escucha. Y Dios nos escucha en las buenas y en las malas”, expresó monseñor Rubén Oscar Frassia, obispo de Avellaneda-Lanús, al compartir su reflexión sobre el Evangelio del domingo 20 de octubre.



El prelado animó a “orar sin desanimarse”, porque “la oración es como el oxígeno, la respiración del alma”. Del mismo modo aseguró: “Sucede que nosotros sabemos que Dios nos escucha, pero no siempre Dios nos concede lo que le pedimos”.



“Uno tiene que rezar sin tener en cuenta las características o los resultados, porque hay gente que calcula, compara, mide: ‘¡Sos bueno si me decís que sí y sos malo si me decís que no!’, ‘¡Fuiste bueno conmigo porque me diste esto…!’, ‘¡Fuiste malo porque no me diste esto!’”, ejemplificó el obispo.



En este sentido, monseñor Frassia recordó que Dios “escucha al pobre, escucha al que está solo, al que está abandonado, Dios escucha siempre”. Y pidió “seguir rezando, rezar y confiar, para entender cómo Dios obra con nosotros. Pero esa oración siempre debe ser con fe, con confianza y sin desanimarnos”.



“Queridos hermanos, demos lugar a la oración para que se abra nuestro corazón, nuestra mente y nuestras manos para poder bendecir a los demás”, dijo al concluir.+