Sábado 27 de febrero de 2021

Los directivos de Buenos Aires comienzan un nuevo año con la mirada en San José

  • 10 de febrero, 2021
  • Buenos Aires (AICA)
Más de 160 participantes asistieron el 8 de febrero al Retiro de Inicio de año para Directivos de Colegios de la arquidiócesis de Buenos Aires, que se llevó a cabo de manera virtual.

Organizado por la Vicaría Pastoral de Educación de la arquidiócesis de Buenos Aires, el lunes 8 de febrero se llevó a cabo el Retiro de Inicio de año para Directivos de Colegios.

Se trata de una iniciativa que se renueva todos los años tras las vacaciones de verano, en la que la Vicaría de Educación ofrece un espacio a los directivos de los colegios para renovarse también espiritualmente, y así enfocarse en la tarea que comienza y poner la mirada en Dios. De esta manera, confiados en la bondad del Padre, los directivos se encomiendan a Dios para que Él derrame su gracia y sabiduría en el comienzo del año lectivo, y así poder acompañar las comunidades educativas de la ciudad de Buenos Aires.   

Al encuentro, que se realizó de manera virtual, asistieron más de 160 directivos de distintos colegios de la ciudad. En este año que el papa Francisco dedicó a San José, meditaron en torno a su figura con el lema “San José, custodio y maestro de nuestros colegios”. 

Inauguró la jornada el director del Consejo de Pastoral Educativa, presbítero Sergio Gastón Lorenzo, que invitó a encomendar la tarea educativa a San José. Luego de proclamar el Evangelio que relata la vocación de José, el presbítero Lorenzo explicó el contexto de este año dedicado a San José, en el que se cumplen 150 años de su proclamación como Patrono de la Iglesia Universal, y animó a ponerse bajo su custodia con un espíritu eclesial, porque el mismo Dios le encomendó a su cuidado lo más preciado: su Hijo y María. Por otro lado, exhortó a no tener miedo y a confiar, “porque Dios está con nosotros en nuestra tarea educativa”, y porque San José “socorre en todas las necesidades”, citando a Santa Teresa de Ávila, gran devota del santo. 

La jornada continuó con la reflexión del licenciado Francisco del Campo, quien coordina diversos proyectos en la Vicaría de Educación. Se detuvo en dos dimensiones de la figura de San José: como carpintero (artesano) y educador. El artesano, que trabaja con las manos, tiene la capacidad de recibir la madera, la materia, de verla en su contexto y aceptarla. Pero también tiene la habilidad para poder ver en lo que esa materia puede transformarse. Y por último, tiene la aptitud para trabajar hábil y pacientemente con sus manos sobre esa materia y llevarla a transformarse en lo que potencialmente podía llegar a ser. 

De la misma manera -reflexionó-, quien educa recibe un “material”, que son los alumnos, los docentes, personal de administración, las familias, etc. Pero no sólo los reciben, sino que además buscan transformar. Es decir que el docente es quien puede ver todo el potencial que llevamos dentro, el que educa (siguiendo la etimología de educere: sacar de adentro) es quien sabe ver lo que hay dentro del otro, y acompaña al otro para que dé lo mejor de sí. Esto implica un camino de conversión en la tarea docente: la de aprender a ver a los docentes y alumnos como Jesús los ve: como santos, como verdaderos hijos de Dios, aspecto propio de la escuela católica, según Gravissimum educationis (n° 8), la declaración del Concilio Vaticano II referida a la educación cristiana. Luego de la reflexión se invitó a los directivos a realizar un trabajo en grupos.  

Campaña Donación AICA

El tercer momento de la jornada fue dirigido por el presbítero Juan Manuel Ribeiro, también miembro del Consejo de Pastoral Educativa, quien invitó a contemplar a San José en su dimensión oculta y laboriosa. El directivo es quien, como San José, desde lo oculto y con humildad, hace posible con mucho esfuerzo que la tarea docente pueda ser llevada adelante, particularmente en el tiempo de cuarentena. Lo que está oculto a los ojos de los hombres no pasa inadvertido a los ojos de Dios. Cuando trabajamos estamos adelantando la venida del Reino. 

Citando al papa Francisco en Evangelii Gaudium, recordó los principios que el pontífice sugiere en la exhortación apostólica. El tiempo es superior al espacio, significa no dejarnos ganar por la ansiedad, sabiendo que en la tarea docente trabajamos a largo plazo. La unidad prevalece sobre el conflicto, implica saber aceptar el conflicto como parte de nuestra vida y de nuestra labor; San José tuvo conflictos en su vida: aceptar la maternidad de María, ir a Belén, huir a Egipto, etc. Sufrir pacientemente, como San José, implica entrar en la paciencia de Dios. El todo es superior a las partes (y a la suma de ellas) trae aparejado no dejarse llevar por las tormentas que pueden atraparnos en el día a día, sabiendo que hay un plan de Dios a largo plazo.

Para esto, consideró, “es indispensable en nuestra tarea de directivos buscar espacios en la jornada, en medio de la actividad diaria, en los cuales pueda tener un encuentro personal con Dios”. Luego de estas propuestas de reflexión los directivos realizaron un segundo trabajo en grupos. 

La jornada finalizó con una exhortación a buscar espacios concretos para volver a centrarse en Jesús: presidir las reuniones con la Palabra de Dios, visitar a Jesús en el sagrario (en caso de tenerlo en los colegios). El padre Lorenzo dio una bendición para concluir el retiro. 

Por último, se convocó a los directivos a continuar esta invitación a encomendarse a San José con una propuesta concreta de trabajo: reflexionar comunitariamente en torno a la carta apostólica de Francisco, Patris Corde. Los colegios de Buenos Aires, tomando un aspecto de esta carta, reflexionarán en torno a su tarea educativa, y como resultado de esa reflexión enviarán una oración al Consejo de Pastoral Educativa, desde donde se armará una oración a San José, tomando las reflexiones que los colegios de Buenos Aires hayan hecho a partir de dicha carta. 

 Para mayor información sobre el retiro, escribir a consejopastoraleducativa@vicaria.edu.ar.  El encuentro puede verse completo aquí. Para conocer las actividades de la Vicaría Pastoral de Educación, ingresar a www.vicaria.edu.ar.+