Viernes 23 de abril de 2021

La propuesta "Scholas Ciudadanía" llegó a Mozambique

  • 21 de agosto, 2017
  • Maputo (Mozambique)
El programa "Scholas Ciudadanía", que fomenta la fundación pontíficia Scholas Occurrentes, llegó a Mozambique, África, donde más de 180 jóvenes mozambiqueños participaron por primera vez de esta iniciativa educativa. Los participantes trabajaron en forma conjunta los problemas que más les preocupan: consumo de drogas, falta de transporte público para llegar a las escuelas, acoso sexual y el ausentismo docente.
Doná a AICA.org
El programa "Scholas Ciudadanía", que fomenta la fundación pontíficia Scholas Occurrentes, llegó a Mozambique, África, donde casi 200 jóvenes mozambiqueños participaron por primera vez de esta iniciativa educativa.

"Scholas Occurrentes" es una iniciativa impulsada por el papa Francisco que busca el compromiso de todos los actores sociales para implementar la cultura del encuentro por la paz por intermedio de la educación.

Es un proyecto dirigido a los jóvenes del mundo entero, tiene su origen en la ciudad de Buenos Aires en 2001, cuando Jorge Bergoglio era arzobispo. La iniciativa comenzó con el nombre de "Escuela de Vecinos" y "Escuelas Hermanas", integrando estudiantes de escuelas públicas y privadas, de todas las religiones con el fin de educar a los jóvenes en el compromiso por el bien común.

Unos 180 jóvenes, provenientes de diversas escuelas de las comunidades de Mangunze, Manjacaze, Chongoene y Xai Xai, trabajaron en forma conjunta los problemas que más les preocupan: consumo de drogas, falta de transporte público para llegar a las escuelas, acoso sexual y el ausentismo docente.

Los participantes estuvieron acompañados por el equipo internacional de "Scholas" junto a 30 voluntarios locales que fueron previamente formados en la Argentina en esta metodología durante los meses previos.

Los estudiantes presentaron sus propuestas y conclusiones de trabajo frente a las autoridades, procedentes de diversos organismos gubernamentales y locales, también el párroco del lugar, el sacerdote argentino Juan Gabriel Arias.

Como parte de las problemáticas abordadas, los estudiantes relataron las enormes barreras que tienen que superar día a día ya que muchos de ellos deben caminar a diario entre 5 y 10 kilómetros de ida (y otros tantos de vuelta) para poder llegar a sus centros educativos desde las zonas rurales y los barrios de los que provienen.

Por ello, los jóvenes propusieron como conclusión de su trabajo contar con un transporte escolar para todos, mayor calidad en la enseñanza y formación de los docentes, la no discriminación por parte de estos últimos y mejoras en infraestructura y equipamiento.

A su vez los jóvenes han detectado en las cercanías a las escuelas la presencia de carpas ilegales que venden alcohol y drogas a menores de edad. En este sentido, solicitaron a las autoridades presentes en el cierre del Programa, el cumplimiento de la Ley que prohíbe la construcción de estas carpas.

Informes: press@scholasoccurrentes.org o www.scholasoccurentes.org.+