Martes 15 de junio de 2021

La comunidad de Nueve de Julio despidió a los sacerdotes misioneros polacos

  • 29 de abril, 2021
  • Nueve de Julio (Buenos Aires) (AICA)
La diócesis de Nueve de Julio despidió a los padres Tomasz Surma y Luckasz Walawski, sacerdotes de la arquidiócesis de Lublin en Polonia, quienes estuvieron colaborando como misioneros en la diócesis.
Doná a AICA.org

La comunidad de Nueve de Julio expresó su reconocimiento, aprecio y gratitud por la misión cumplida con dedicación y perseverancia de los padres Tomasz Surma y Luckasz Walawski, sacerdotes de la arquidiócesis de Lublin en Polonia, quienes estuvieron colaborando como misioneros en la diócesis y se despidieron el viernes 23 de abril.

El padre Surma permaneció en la diócesis durante más de diez años. Últimamente, estaba a cargo de la parroquia Nuestra Señora de Luján, de Tres Lomas. Por su parte, el padre Walawski, durante sus tres años de permanencia, colaboró en la parroquia Nuestra Señora de los Dolores, de Trenque Lauquen, a la vez que se desempeñaba como administrador parroquial de Santa Rosa de Lima, en Treinta de Agosto.

El viernes por la mañana fueron despedidos por el obispo diocesano monseñor Ariel Torrado Mosconi y algunos sacerdotes de la zona en la parroquia de Trenque Lauquen, mientras que por la tarde, en la localidad de Treinta de Agosto, el padre Lucas recibió el reconocimiento por parte de la comunidad a la que sirvió durante su estadía en el país. Allí, junto con un pequeño grupo, debido a las restricciones sanitarias, le fue entregada por el obispo una medalla recordatoria de la diócesis. En sus palabras de agradecimiento, monseñor Torrado Mosconi destacó la dedicación tenaz del padre a la parroquia. 

En la comunidad de Tres Lomas, el padre Tomás se despidió durante la celebración de la misa presidida por monseñor Torrado Mosconi en la capilla San José. Al dirigir la palabra, el misionero polaco dijo que estos años marcaron su vida para siempre. Tanto en el encuentro con los sacerdotes como en las dos parroquias, estuvo presente el obispo, que puso de relieve la dedicación y perseverancia con que llevaron adelante la misión encomendada “con las características típicas del temple y estilo de su tierra de origen”. Y esto mismo manifestaron los feligreses al agradecer sentidamente su paso por la comunidad.+