Miércoles 20 de octubre de 2021

El Papa sigue mejorando tras la operación y agradece los mensajes y oraciones

  • 7 de julio, 2021
  • Ciudad del Vaticano (AICA)
En un comunicado la Santa Sede informó hoy que al pontífice le suspendieron la terapia parenteral y continúa su proceso de recuperación. Padecía una estenosis diverticular grave.
Doná a AICA.org

El papa Francisco pasó la tercera noche en el hospital Policlínico Gemelli de Roma con normalidad, tras ser operado el pasado domingo de un problema en el colon. 

Tal y como precisa en un comunicado del director de la Oficina de Prensa, Matteo Bruni, difundido hoy, el postoperatorio es satisfactorio: “Continúa comiendo regularmente y suspendió la terapia parenteral”.

Los médicos que atendieron al Santo Padre confirmaron que el pontífice padecía una estenosis diverticular grave con signos de diverticulitis esclerosante.

En todo momento el Papa fue progresando en su proceso de recuperación, después de ser operado en la tarde del domingo en el centro hospitalario. 

En el comunicado de ayer se precisaba desde el Vaticano que el Papa ya había empezado a comer y a caminar. Pese a su mejoría, el sucesor de Pedro deberá completar una semana de ingreso en ‘Gemelli’, por lo que está previsto que, si no hay complicaciones, reciba el alta el próximo lunes.

Francisco agradece los numerosos mensajes y las oraciones
En Twitter, el Papa confía su agradecimiento a quienes quisieron estar cerca de él durante su hospitalización en el hospital Gemelli de Roma. 

“Me conmueven los numerosos mensajes y el cariño recibido en estos días. A todos agradezco su cercanía y oración”, dice el tuit del papa Francisco en su cuenta @Pontifex. 

Francisco recibió muchos saludos, entre estos, se destaca el testimonio de su santidad Karekin II, patriarca supremo y Catholicós de todos los armenios, quien ayer dirigiéndose a su "amado hermano en Cristo", aseguró: "Rogamos al Señor Celestial que te guarde y te proteja en su misericordia, otorgándote longevidad y muchos años fructíferos de pontificado”.

Varios jefes de Estado y de gobierno también quisieron mostrar cercanía: como la presidenta de la República de China (Taiwán), Tsai Ing-Wen, quien envió un mensaje el lunes 5. Ese mismo día, el presidente del Estado de Palestina y del Comité Ejecutivo de la OLP, Mahmoud Abbas, de Ramallah había escrito: "Oremos todos juntos a Dios, para que Él pueda brindarles salud para continuar en su compromiso con la creación de la Paz y el amor entre los pueblos".

Ayer le tocó el turno al presidente de la República de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, quien al "presentar, también en nombre de la nación, los mejores deseos de una pronta recuperación", aprovechó la "oportunidad para renovar los más sinceros deseos" de salud y bienestar a Su Santidad y al mundo católico" y del presidente de la República de Chipre, Nicos Anastasiades, quien "en estas horas de prueba personal" espera una "rápida convalecencia", rezando "fervientemente para que Nuestro Señor Jesucristo puede garantizar a Su Santidad salud y fortaleza. De hecho, mi gobierno y el pueblo de Chipre esperan su pronta y completa recuperación”, concluyó.

Con ellos también el presidente de la República de Cuba, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, quien en su propio nombre, “del Pueblo y del Gobierno”, expresó votos “por una recuperación plena y rápida de la cirugía”. 

El "apoyo en la oración" también viene del presidente de la República de Polonia, Andrzej Duda, confiado "en que Su Santidad pronto retomará sus compromisos de continuar guiando a la Iglesia Católica y a la Santa Sede y apoyando con amor a toda la comunidad mundial, que está muy necesitada de su consuelo espiritual en estos tiempos difíciles".

También hay muchos obispos que no se pierden de sus oraciones. Como los del Consejo Episcopal Latinoamericano (Celam), que en nota del presidente monseñor, Héctor Miguel Cabrejos Vidarte, afirman que han conocido "con profunda alegría" la noticia de la buena recuperación del pontífice", añadiendo que" nuestra preocupación se ha convertido en oración y cercanía; junto a nuestros fieles, como Pueblo de Dios, invocamos al Padre Celestial para que la intervención quirúrgica a la que fue sometido tuviera éxito. Seguimos rezando por ella, contando siempre con nuestra cercanía, cariño y oración en este tiempo de sanación”.

Desde las antípodas, el cardenal John Atcherley Dew, arzobispo de Wellington y presidente de la Conferencia Episcopal de Nueva Zelanda, dio a conocer que "todo católico neozelandés mencionará al papa Francisco en sus oraciones", regocijándose de "saber que el Santo Padre ha salido bien de la intervención y se está recuperando rápidamente”.

Finalmente, el rabino Arthur Schneider, presidente y fundador de la fundación "Llamamiento de conciencia", envió ayer un mensaje en el que espera que el pontífice "con renovada fuerza" siga "abrazando a toda la humanidad con el amor y la compasión" que la distinguen.+