Martes 26 de octubre de 2021

El nuncio presidió la celebración de Nuestra Señora del Pilar en Recoleta

  • 13 de octubre, 2021
  • Buenos Aires (AICA)
El nuncio apostólico, monseñor Miroslaw Adamczyk, presidió la celebración de Nuestra Señora del Pilar en la histórica basílica del barrio porteño de Recoleta
Doná a AICA.org

El día 12 de octubre, el nuncio apostólico de Su Santidad, monseñor Miroslaw Adamczyk, presidió la celebración de Nuestra Señora del Pilar en la histórica basílica del barrio porteño de Recoleta dedicada a esa advocación de la Virgen María. 

El intenso programa de las fiestas patronales comenzó con la procesión con la imagen de la Pilarica por la plaza que enmarca la iglesia, acompañada de estandartes de diversas asociaciones españolas radicadas en la Argentina. Muchos devotos acompañaron el recorrido, rezando el Rosario.

Luego el nuncio apostólico en la Argentina, monseñor Miroslaw Adamczyk,  presidió la santa misa concelebrada con el párroco, presbítero Gastón Lorenzo, y los sacerdotes vicarios. En su homilía, el representante pontificio destacó su alegría al ver tantos fieles, manifestó su cercanía (la sede de la nunciatura se halla en el radio parroquial) y se refirió al lema convocante: “Madre de Dios, a Ti confiamos nuestras familias”, destacando el lugar insustituible que posee el matrimonio y la familia en la sociedad y en la Iglesia, conforme al designio querido por Dios.

Una multitud de fieles colmó el templo y lo desbordaba ocupando su amplio atrio, con los distintos grupos y asociaciones parroquiales: el Colegio del Pilar, los Hogares que atiende la parroquia, los catequistas, los grupos de jóvenes y de matrimonios, muchas familias con sus hijos, y religiosas que tienen sus casas en el radio parroquial.

Se hallaban presentes el embajador de España en la Argentina, Javier Sandomingo Núñez, con su esposa; el cónsul general adjunto de España, José Luis Díez Juárez; el presidente de la Federación de Sociedades Españolas en la Argentina, Benito Blanco Álvarez, y muchos representantes de regiones de la Madre Patria en la Argentina.

Los cantos de la celebración eucarística los interpretó el coro parroquial, y la soprano Vanesa Aguado cantó el tradicional himno a la Virgen del Pilar. Varios acólitos jóvenes sirvieron al altar con una esmerada preparación.

Al concluir la misa, en el atrio de la basílica un grupo del Círculo de Aragón, luciendo trajes típicos, bailó jotas con cantos acompañados de instrumentos propios como bandurrias, dulzaina, ranueco y guitarras, en homenaje a la Patrona de la Hispanidad. Y la Banda del Regimiento de Patricios interpretó el Himno Nacional Argentino y el Himno de España.

Así como en los tiempos iniciales de la basílica del Pilar, hace tres siglos, su fiesta era una ocasión singular de júbilo y tributo a Dios por las gracias que derrama por intercesión de su Madre Santísima en estas tierras, en este año se volvió a apreciar esa gran devoción a la Pilarica, manifestada en la presencia fervorosa de una verdadera multitud.+