Lunes 27 de junio de 2022

Card. Parolin: El viaje del Papa a Kiev sigue siendo una posibilidad

  • 7 de abril, 2022
  • Ciudad del Vaticano (AICA)
El Secretario de Estado consideró que la posibilidad del viaje "no es algo prohibitivo, habrá que considerar si puede contribuir al final de la guerra", señaló.
Doná a AICA.org

“Hay que hacer todo lo posible para evitar una escalada de violencia en Ucrania”, afirmó el Secretario de Estado de la Santa Sede, cardenal Pietro Parolin, en declaraciones a la prensa en las que reiteró un llamamiento a la paz en el país de Europa del Este, sin descartar la hipótesis de un viaje del Papa a Kiev, que el propio Francisco dijo que estaba sobre la mesa. 

“Un viaje no es prohibitivo, se puede hacer. Se trata de ver qué consecuencias tendrá este viaje, evaluando si realmente puede contribuir al final de la guerra”, dijo el purpurado a los periodistas en la sede de Radio Vaticano, donde participó en la presentación de un proyecto multimedia sobre el autismo.

El cardenal -interrogado sobre las recientes afirmaciones de una "OTAN global" por parte del secretario general, Jens Stoltenberg- reiteró "el principio de legítima defensa", pero al mismo tiempo reiteró el llamamiento a que se haga todo lo posible para evitar una escalada.

"La respuesta armada de manera siempre proporcional a la agresión, como nos enseña el Catecismo de la Iglesia Católica, puede conducir a una ampliación del conflicto que puede tener consecuencias desastrosas y mortales”. La esperanza es que "todos vuelvan a la razón y encuentren un camino negociador para concluir esta aventura sin retorno", dijo el cardenal Parolin.

El Secretario de Estado comentó con dolor las imágenes de las atrocidades que tuvieron lugar en Bucha, una localidad a unos sesenta kilómetros de Kiev, que se convirtió en el escenario de lo que el Papa ha estigmatizado como "una masacre", con los cuerpos de civiles esparcidos por la calle. 

“Es inexplicable que esto esté pasando contra la población civil. Realmente creo, como muchos señalaron, que estos episodios marcan un punto de inflexión en esta guerra. Y espero que lo marquen en sentido positivo, es decir, que hagan reflexionar a todo el mundo sobre la necesidad de acabar cuanto antes con los combates y no que endurezcan las posiciones como temen algunos”.

Un posible viaje del Papa a Kiev
En la misma línea, el secretario de Estado respondió a una pregunta sobre la "oportunidad" del Papa de ir a la capital ucraniana. “Tiene que haber condiciones. Que parecen estar ahí, porque del lado ucraniano siempre nos dieron amplias seguridades de que no habría peligros y se hace referencia a los viajes que hicieron otros líderes y que aún se están haciendo”.

“Creo que un viaje a Kiev no es prohibitivo, se puede hacer”. Sin embargo, se evalúan las "consecuencias". Y entre estas las relaciones con la Iglesia ortodoxa rusa, situación que el cardenal consideró "delicada". 

“Ciertamente -aclaró- el Papa no iría a tomar posición ni a favor de uno ni de otro, como siempre hizo en esta situación que se ha presentado. No obstante, este aspecto también debe tenerse en cuenta en la consideración global de la posibilidad de realizar o no el viaje”.

Siempre en el contexto de las relaciones con el Patriarcado de Moscú, el secretario de Estado vaticano confirmó que "ya se había iniciado una cierta planificación" para realizar un encuentro entre el Papa y el patriarca Cirilo, tras el del 12 de febrero de 2016 en Cuba. “Por lo que entiendo, esta preparación continúa”, dijo, y explicó que la investigación en este momento “está en terreno neutral”. “Esta es la condición. Pero nada está decidido. Por nuestra parte, está trabajando especialmente el Consejo Pontificio para la Promoción de la Unidad de los Cristianos, que es el dicasterio competente”.

El trabajo de la diplomacia vaticana y un viaje de Gallagher
En cuanto al trabajo de la diplomacia vaticana -un trabajo ininterrumpido, como afirmó el papa Francisco en el vuelo de regreso de Malta-, el cardenal Parolin explicó que, aunque de momento no hay "iniciativas particulares", "sigue siendo válida la disponibilidad ya ofrecida" hace algún tiempo para una actividad de mediación o cualquier otra forma de intervención que pudiera, por un lado, facilitar el alto el fuego y, por otro, el inicio de las negociaciones”. 

“Ahora -añadió- estamos pensando si hay otras formas de traducir esa disponibilidad en iniciativas más concretas, también porque esa oferta debe encontrar la disponibilidad de ambas partes”. 

Una hipótesis concreta sigue siendo entonces una viaje a Kiev de monseñor Paul Richard Gallagher, Secretario de Relaciones con los Estados. Invitado incluso antes del estallido de la guerra. “Monseñor Gallagher -dijo Parolin- podría estar en Ucrania "en un futuro próximo". “No creo, sin embargo, que se haya fijado una fecha”.+