Domingo 29 de enero de 2023

Celebración por los 15 años de la beatificación de Ceferino Namuncurá

  • 11 de noviembre, 2022
  • Chimpay (Río Negro) (AICA)
La parroquia de Chimpay (Río Negro) prepara una serie de celebraciones con el lema "Quiero ser útil a mi gente". Desde el viernes hasta el domingo, habrá misas, procesiones y peregrinaciones.
Doná a AICA.org

El viernes 11 de noviembre se cumplen 15 años de la beatificación de Ceferino Namuncurá. Por eso, desde la parroquia Nuestra Señora de Luján, de la localidad rionegrina de Chimpay, están preparando una serie de actividades y celebraciones para este fin de semana, con el lema “Quiero ser útil a mi gente”.

La convocatoria es para las 16 de este viernes en el monumento del beato, ubicado en el Parque Ceferiniano, desde donde saldrá la imagen para que la gente pueda venerarla. A las 17.30, la concentración será en la estación de tren de Chimpay, del lado donde está la ermita de Ceferino. Desde allí, a las 18, saldrá la peregrinación con una reliquia del beato hacia el monumento del Parque Ceferiniano. A las 19 se celebrará la misa de acción de gracias y, a su término, se invita a una cena a la canasta.

El sábado 12 de noviembre está previsto que, a las 10, el grupo “Ven y verás” -de la ciudad de General Roca- haga un arreglo solidario de las cientos de placas que hay en el Parque Ceferiniano. Por la tarde, de 14 a 18, se realizará un oratorio festivo al estilo salesiano para niños, niñas y adolescentes, en la sede de los Talleres Mamá Margarita. Habrá juegos, actividades deportivas y, al finalizar, se compartirá la merienda.

Finalmente, el domingo 13 a las 11 se realizará la misa en el santuario y por la tarde, a las 17, se celebrará otra misa en el monumento de Ceferino.

Recuerdos de la beatificación de Ceferino
La beatificación de Ceferino Namuncurá se realizó el 11 de noviembre de 2007, en Chimpay, la ciudad donde nació en 1886. La celebración fue presidida por el entonces secretario de Estado del Vaticano, el cardenal Tarsicio Bertone SDB.

Fue posible luego de que el papa Benedicto XVI, el 6 de julio de 2007, firmara el decreto que reconocía el milagro de curación ocurrido siete años antes y atribuido a su intercesión.

El milagro refiere el hecho ocurrido a Valeria Varela, quien en 1998 se había casado con su novio africano, Joseph Koua. A los tres meses, con 24 años de edad, quedó embarazada, pero no pudo dar a luz porque sufrió un aborto espontáneo. En octubre de 2000, los médicos le detectaron un tumor maligno en el útero. Días antes de iniciar el tratamiento de quimioterapia, Valeria había encontrado una revista que hablaba del joven mapuche. Se sintió identificada con él por la juventud que había tenido. Por eso, le pidió que la ayudara a sanarse. Al lunes siguiente, al realizarle los estudios previos al tratamiento, los médicos vieron que no había ningún tumor: el cáncer había desaparecido completamente… Y luego pudo dar a luz a sus tres hijas.+