Martes 9 de agosto de 2022

Abogados advirtieron graves falencias en la ley de fertilización asistida

  • 30 de mayo, 2013
  • Buenos Aires (AICA)
La Corporación de Abogados Católicos reiteró todos sus cuestionamientos al proyecto de ley que prevé la inclusión en el Programa Médico Obligatorio (PMO) de los tratamientos de fertilización asistida por parte de las prepagas, obras sociales y hospitales públicos del país. El texto fue aprobado por la Cámara de Senadores el pasado 24 de abril, y volverá a Diputados para su aprobación final, con leves modificaciones. Advirtieron la cosificación de la persona por nacer, la vulneración de derechos fundamentales en la infancia y la falta de políticas en materia de objeción de conciencia.
Doná a AICA.org
La Corporación de Abogados Católicos reiteró todos sus cuestionamientos al proyecto de ley que prevé la inclusión en el Programa Médico Obligatorio (PMO) de los tratamientos de fertilización asistida por parte de las prepagas, obras sociales y hospitales públicos del país. El texto fue aprobado por la Cámara de Senadores el pasado 24 de abril, y volverá a Diputados la semana próxima para su aprobación final, con leves modificaciones.

La entidad de juristas, que preside Eduardo Sambrizzi, advirtió que esta legislación violará la consideración del embrión como persona humana y no cosa susceptible de donación. Asimismo, sostuvo que el funcionamiento de "bancos receptores de gametos y/o embriones" cosificará aún más a esas personas.

Los abogados de la entidad también fustigaron la legislación por vulnerar el derecho a la identidad de los niños nacidos por medios de estas prácticas y las normas vigentes de filiación. Notaron, también, que la transferencia de una cantidad tal de embriones lleva al directo perjuicio de estos y de la mujer a quien le son implantados.

Criticaron, además, la vulneración de los derechos de la infancia, puesto que perderían el derecho a tener una madre y un padre cuando se los vincule con familias monoparentales o parejas del mismo sexo. También destacaron de forma negativa que la posibilidad del donante de los gametos de revocar su consentimiento a la implantación del embrión conllevaría un impedimento para el desarrollo de su vida.

Finalmente, los abogados de la corporación advirtieron sobre la falta de legislación en objeción de conciencia tanto de los médicos como de las instituciones que en la que los profesionales se desempeñan.

La Iglesia, en tanto, mantiene una postura crítica a este tipo de prácticas. Hace casi un año, el 27 de abril de 2012, los obispos argentinos afirmaron al concluir la 103ª Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Argentina que, de aprobarse esta legislación, "algunos seres humanos en gestación no tendrán derecho a ser llamados personas".

Asimismo, el episcopado puso en evidencia que, entre las razones que justifican la sanción del proyecto, la maternidad y la paternidad quedan desfiguradas con la "voluntad procreacional"; a su vez, advierten que se "legitimará" la promoción del alquiler de vientres, que "cosifica a la mujer".

Más aún, los obispos alertaron entonces que la ley de fertilización asistida supone el congelamiento de embriones humanos por tiempo indeterminado, "pudiendo ser éstos descartados o utilizados con fines comerciales y de investigación". También advirtieron la vulneración del derecho a la identidad para quienes sean concebidos por estas prácticas, porque "no podrán conocer quién es su madre o su padre biológico".

Asimismo, subrayaron que la ley privilegia un supuesto "derecho al hijo", por sobre los derechos del hijo a la vida y al respeto de su intrínseca dignidad y el principio de originalidad en la transmisión de la vida humana. "Las técnicas de fecundación artificial suponen con frecuencia mecanismos de selección de los embriones más aptos, con descarte de los demás", afirmaron.

El martes 28 de mayo, la presidenta de la Comisión de Acción Social y Salud Pública, María Elena Chieno (FpV-Corrientes), informó que el martes 4 junio se debatirán las modificaciones en comisión y el miércoles 5 se tratará en el recinto.+