Martes 13 de abril de 2021

El obispo de Reconquista llamó a vivir la IV Jornada Mundial de los Pobres

  • 11 de noviembre, 2020
  • Reconquista (Santa Fe) (AICA)
"Todos, de alguna manera somos pobres, y necesitamos de una mano tendida que nos levante y nos sostenga", dijo monseñor Macín en su mensaje para la IV Jornada Mundial de los Pobres
Doná a AICA.org

Con motivo de la IV Jornada Mundial de los Pobres que la Iglesia celebrará el próximo 15 de noviembre, el obispo de Reconquista, monseñor Ángel José Macín, envió un mensaje a la comunidad para exhortarlos a adherirse “de una manera consciente y comprometida”.

“Tiende tu mano al pobre”, es el lema que este año convoca a la jornada que, “en el corto camino recorrido nos ha mostrado gran creatividad en las comunidades para vivirla, y hemos cosechado hermosos frutos de caridad y solidaridad para aquellos que necesitan de ‘una mano tendida’”, dijo el obispo.

Citando la última encíclica de Francisco, Fratelli tutti, hizo mención a la llamada a “tender nuestra mano a los demás, a los marginados, a los caídos”, explicando que esta acción implica “un signo que recuerda inmediatamente la proximidad, la solidaridad, el amor”. Acción que puede desarrollar cualquier cristiano, sin importar su área de desempeño.

Monseñor Macín animó en este año a “tender la mano a quien está pasando una situación difícil por la pandemia”. Por eso, pidió en especial a sacerdotes, diáconos, consagrados y consagradas, parroquias, movimientos y asociaciones, “que se dejen guiar por el Espíritu de Dios, para reconocer este año los ‘nuevos rostros’ de la pobreza, para tenderles una mano de consuelo y esperanza”.

Asimismo, siguiendo el pensamiento del Papa, animó a que “también nosotros podamos reconocer nuestra pobreza, nuestras miserias, nuestras fragilidades. Todos, de alguna manera somos pobres, y necesitamos de una mano tendida que nos levante y nos sostenga. No dejemos que la autosuficiencia nos impida vivir la dulce y consoladora experiencia de la compasión”.

El prelado se despidió invocando a María Santísima, “madre de los pobres y modelo de mujer humilde”, anhelando que “guie nuestras manos hacia las manos de quienes nos están esperando”.

Más información en www.obispadorqta.org.ar.+