Domingo 17 de octubre de 2021

"Todos somos Haití": Cercanía de la Iglesia latinoamericana tras el terremoto

  • 16 de agosto, 2021
  • Bogotá (Celam) (AICA)
Manifiestan cercanía y solidaridad con el pueblo y con la Iglesia de Haití, "en esta hora de incertidumbre y dolor".
Doná a AICA.org

Luego del terremoto de magnitud 7,2 que golpeó a Haití este sábado 14 de agosto, hacia las 8.30 (hora local), cinco instituciones de la Iglesia en América Latina y el Caribe manifestaron su cercanía y solidaridad con el pueblo y con la Iglesia del país caribeño, a través de un comunicado conjunto en el que expresan su apoyo “en esta hora de incertidumbre y dolor” que revive el sufrimiento padecido por los haitianos con el sismo de 2010 y se suma a la crisis social, económica y política.

“Como Iglesia latinoamericana y caribeña queremos expresar nuestra cercanía y solidaridad con nuestras hermanas y hermanos haitianos y con la Iglesia que peregrina en Haití, ante las posibles pérdidas humanas y los daños materiales ocasionados por la tragedia”, se lee en el mensaje difundido por el Celam.

En un gesto eclesial y solidario –expresión de comunión y caridad en clave sinodal–, el Consejo Episcopal Latinoamericano (Celam), la Confederación Latinoamericana y Carbibeña de Religiosas y Religosos (CLAR), el Secretariado Latinoamericano y Caribeño de Cáritas (Selacc), la Confederación Interamericana de Educación Católica (CIEC) y la Red Eclesial Latinoamericana y Caribeña de Migración, Desplazamiento, Refugio y Trata de Personas (Clamor) se disponen a unir esfuerzos para acompañar y ayudar al pueblo haitiano, “haciendo nuestra su situación en este momento de emergencia, con el propósito de desarrollar acciones pastorales conjuntas encaminadas a la reconstrucción del tejido social, a la puesta en marcha de acciones humanitarias para el cuidado de la vida, y a apoyar la misión evangelizadora de la Iglesia haitiana”.

De igual forma, las cinco organizaciones eclesiales convocan a la solidaridad “en esta hora de incertidumbre y aflicción”, para que todos los hombres y mujeres de buena voluntad nos hagamos “responsables de la fragilidad de los demás buscando un destino común”.

“Hacemos un llamado a las naciones latinoamericanas y caribeñas, y a otras instituciones y organismos a nivel mundial, para que se sumen a esta causa por Haití”, proponen el Celam, la CLAR, la CIEC, el Selacc y la red Clamor, recordando las palabras del Papa Francisco en su carta encíclica Fratelli Tutti: “la verdadera calidad de los distintos países del mundo se mide por esta capacidad de pensar no sólo como país, sino también como familia humana, y esto se prueba especialmente en las épocas críticas”.+.