Domingo 4 de diciembre de 2022

Mons. Zanchetta invita al retiro espiritual para los consagrados en su año

  • 29 de abril, 2015
  • San Ramón de la Nueva Orán (Salta) (AICA)
En este año tan significativo que la Iglesia le dedica a la vida consagrada, el obispo de Orán, monseñor Gustavo Zanchetta, invita a los consagrados de la diócesis a participar del retiro espiritual programado para los días 11, 12 y 13 de mayo en la casa de ejercicios Santa María del Zenta, en San Ramón de la Nueva Orán. Será predicado por el sacerdote Daniel Moreno, director espiritual del Seminario Mayor de Quilmes.
Doná a AICA.org
En este año tan significativo que la Iglesia le dedica a la vida consagrada, el obispo de Orán, monseñor Gustavo Zanchetta, invita a los consagrados de la diócesis a participar del retiro espiritual programado para los días 11, 12 y 13 de mayo en la casa de ejercicios Santa María del Zenta, en San Ramón de la Nueva Orán.

"Como obispo siento la necesidad de ofrecerles este momento de encuentro con el Señor para acompañarlos en su entrega diaria, sabiendo que no es fácil en nuestra zona encontrar instancias para poder retirarse, meditar, rezar y también descansar, habida cuenta de las distancias grandes que tenemos que recorrer y de las múltiples ocupaciones que felizmente nos tienen ?apasionadamente atrapados? en función de nuestra gente", destacó en la convocatoria.

El prelado le pidió a un sacerdote amigo de la diócesis de Quilmes, presbítero Daniel Moreno, director espiritual del Seminario Mayor quilmeno, que predique unos días de ejercicios a la vida consagrada, sabiendo de "su vasta experiencia acompañando religiosas y sacerdotes".

Monseñor Zanchetta precisó que "el retiro es corto pero está pensado para aprovecharlo intensamente en un clima de silencio y oración. Habrá momentos para rezar en la intimidad con el Señor Sacramentado y también algunos sacerdotes estarán disponibles para celebrar el sacramento de la Reconciliación. Por mi parte los acompañaré todos los días al momento de celebrar la Eucaristía".

"Hermanos míos, esto es nada más que una mano que le tiende su obispo para estar cerca en este año tan significativo y acompañar, en parte, la vida de todos ustedes a quienes les debemos tanto", concluyó.+