Jueves 23 de septiembre de 2021

Mons. Conejero Gallego: "Vivir en el amor y optar siempre por la verdad"

  • 11 de junio, 2021
  • Formosa (AICA)
El obispo de Formosa alentó a concretar este caminar en la verdad y en el amor, participando solidariamente de la Colecta Anual de Cáritas Argentina, que se llevará a cabo el próximo fin de semana.
Doná a AICA.org

El obispo de Formosa, monseñor José Vicente Conejero Gallego, destacó la importancia de “vivir en el amor y optar siempre por la verdad” en su editorial en el periódico diocesano Peregrinamos.

“En este tiempo presente, tiempo de peregrinación, caminamos hacia la Casa del Padre Dios, donde Jesús nos ha preparado un lugar. Allí estaremos por siempre con los Tres, los ángeles y los santos; ahora ya participamos, por la fe y la esperanza, de este divino amor, ser y naturaleza propia de Dios; y un día, cuando nos encontremos en su presencia y lo contemplemos cara a cara, de manera plena y total”.

“Es por ello que ya desde ahora hemos de procurar por encima de todo vivir en el amor, permaneciendo unidos a Dios y a los hermanos. Sólo necesitamos quererlo libremente y optar siempre por la Verdad, pues Dios es veraz, Jesucristo es la Verdad y el Espíritu Santo es el Espíritu de la Verdad”. 

El prelado formoseño lamentó que la mentira y el engaño envuelvan al mundo, al advertir que “la mentira procede del Diablo, él es el padre y príncipe de la mentira, de la maldad, de la perversidad: con su astucia, nos tienta con engaños para sucumbir a la arrogancia, a la ambición del tener, a los placeres efímeros, al dominio del poder sobre los demás; y así, pretender apartarnos del camino de nuestro Dios Verdad-Amor”.

“El verdadero amor a Dios y al prójimo es, por tanto, el mandamiento principal, la ley cristiana por excelencia, el valor supremo de los hijos de Dios y de los discípulos-misioneros de Jesucristo, el don mayor y fruto mejor del Espíritu Santo”.

“Anteponiendo el amor a todo, y por encima de todo, hacemos la voluntad de Dios y nos vemos libres de sucumbir a la tentación del mal. Es el amor, además, la fuerza dinamizadora para el perfeccionamiento y la plenitud, tanto personal como comunitaria, la fuerza para transformar la sociedad y cooperar así con el designio de Dios: la salvación, la fraternidad universal y la felicidad de todos los hombres”.

Monseñor Conejero Gallego llamó a desterrar enérgicamente de cada uno la mentira, para vivir “la Verdad en el Amor”.

“Concretemos este caminar en la Verdad y en el Amor, participando solidariamente de la Colecta Anual de Cáritas, este año con el lema: ´En tiempos difíciles, compartamos más´; y participando activamente en la Asamblea Eclesial Latinoamericana y del Caribe, como discípulos misioneros en salida”, concluyó.+