Domingo 26 de septiembre de 2021

Mons. Canecín pide una mayor cultura de la prevención de las adicciones

  • 29 de junio, 2021
  • Goya (Corrientes) (AICA)
El obispo de Goya marcó tres acciones concretas para luchar contra las drogas, recordó al Estado su deber frente a esta problemática e instó a acompañar a quienes cayeron en el consumo.
Doná a AICA.org

En el Día Internacional de la Lucha contra el Uso Indebido y el Tráfico Ilícito de Drogas, celebrado el 26 de junio, el obispo de Goya, monseñor Adolfo Canecín, convocó a  “tres acciones concretas” y acompañó al Equipo Diocesano de la Pastoral de las Adicciones, que realizó actividades de concientización y difusión, con un puesto frente a la catedral en la plaza Mitre.

Junto con el obispo diocesano, estuvieron los integrantes del equipo diocesano de la Pastoral de las Adicciones y Drogadependencia de Goya, que acompaña el presbítero Juan Carlos López, las hermanas de la Congregación de las Carmelitas Misioneras Teresianas y un nutrido grupo de laicos de diferentes comunidades cristianas.

“Es una hermosa oportunidad para pensar, reflexionar y actuar”, expresó el prelado en un videomensaje difundido en las redes sociales por el equipo de comunicación del obispado de Goya.

“Que podamos vivir esta fecha con intensidad, que sea punto de llegada de todo el trabajo realizado en el año en curso y, a la vez punto de partida para seguir trabajando con mayor decisión”, subrayó.

Monseñor Canecín planteó la necesidad de trabajar en tres aspectos. El primero involucrar a toda la sociedad para “generar la cultura de la prevención” que significa el trabajo de “todos los ciudadanos y de todas las instituciones, confesiones religiosas, levantando las defensas espirituales, morales y afectivas” para que cada persona tenga la capacidad de “elegir” que será la elección del “no consumir” y será el gran “triunfo” fruto de la cultura de la prevención.

“Aprender a salir de este problema en el diálogo con Dios, a través de la oración, con tantos hermanos y hermanas; hemos encontrado resolver nuestras problemáticas en otras fuentes y en otros canales donde no se necesita la evasión, alienación y adicción que termina generando una tremenda dependencia, que enferma a la persona, la familia y a toda la sociedad”, sostuvo.

La segunda acción propuesta por el obispo es ser “ayuda memoria” para que el “Estado, en sus diversos niveles, lleve adelante la importante tarea de combatir el delito” porque el narcotráfico es un “delito” y esa línea instó a “felicitar” también cuando el “Estado es capaz de realizar concreciones, como las que se dieron aquí en la ciudad de Goya”, en referencia a la quema de estupefacientes incautados por las fuerzas de seguridad. Por esto felicitó “a todas las autoridades pertinentes por la concreción  de esta acción que se tradujo en la destrucción (quema) de estupefacientes sustraídos y decomisados por una suma elevadisa de dinero”.

Asimismo, planteó que es necesario recordarle al Estado que "es su deber combatir el delito” e insistió en que también “como sociedad, celebrar cuando el Estado concreta acciones”.

Finalmente, monseñor Canecín pidió acompañar a “los hermanos y hermanas que están en un consumo problemático de drogas”. Un acompañamiento como Jesús hizo a los discípulos de Emaús”, alentó, y llamó a ser “muy cercanos” con la capacidad de “poner el oído, escuchar y prepararnos, capacitarnos los que tenemos el don y talento, para poder acompañar la rehabilitación y reinserción plena de cada uno de los hermanos y hermanas que cayeron en las redes del consumo de las drogas”.+