Domingo 21 de abril de 2024

Los retos educativos de los directivos de colegios católicos de Nueve de Julio

  • 31 de agosto, 2022
  • Carlos Casares (Buenos Aires) (AICA)
El encuentro se desarrolló en Carlos Casares y culminó con un llamado a una tarea educativa "en conjunto, integrada y mancomunada". Participó el obispo Ariel Torrado Mosconi.
Doná a AICA.org

Representantes legales y directivos de los distintos niveles de las instituciones educativas de la diócesis de Nueve de Julio participaron el viernes 26 de agosto de un encuentro en el Colegio Juan XXIII, de la ciudad bonaerense de Carlos Casares, encabezado por el obispo de esta jurisdición eclesiástica, monseñor Ariel Edgardo Torrado Mosconi y el delegado diocesano de Educación, presbítero José Luis Rossi.

Convocados por la Junta Regional de Educación Católica (Jurec), la jornada comenzó con un momento de oración organizado por el Colegio Miguel Di Gerónimo, de Trenque Lauquen. La reflexión estuvo a cargo del representante legal de esta institución, Fernando Belén, quien tomó como referencia la meditación hecha por el papa Francisco durante la statio orbis en la plaza de San Pedro, el 27 de marzo de 2020, al inicio de la pandemia. 

La imagen utilizada por el pontífice: “Estamos todos en la misma barca atravesando la tormenta”, se aplicó a la complejidad, la problemática y los desafíos de las comunidades educativas en este momento, alentando a llevar adelante y desplegar la tarea educacional en comunión, comunicación y coordinación.

En la reflexión de apertura, monseñor Torrado Mosconi llamó a tener siempre presente el horizonte, la meta y el camino de la educación de toda la labor educativa diocesana en su integralidad, que es educar para el amor en convicción, actitud y estilo esperanzado. 

Asimismo, recordó que estos momentos, a instancias del Papa, la Iglesia está abocada a un proceso “sinodal” para renovar su comunión e impulsar la obra evangelizadora de cara a los desafíos del momento.

Refiriéndose al significado mismo del vocablo, y lamentando que todavía no forma parte del lenguaje común de nuestras comunidades y ámbitos educativos, el prelado sostuvo que se trata de “caminar juntos”. 

Aplicándose a la realidad de los colegios significa –explicó- una conversión, un esfuerzo y un compromiso por llevar adelante la tarea educacional en comunión. 

“Se trata de vivir y trabajar en unidad, mancomunadamente, en equipo, sosteniéndonos recíprocamente, evitando la tentación de ‘cortarnos solos’ y de comprar o competir”, puntualizó.

“Mejorar la comunicación y la coordinación en todos los niveles aporta, no solamente eficacia sino también genera comunión, robustece vínculos, solidaridad y nos fortalece recíprocamente”, agregó.

A su turno, el delegado diocesano introdujo los tres momentos del trabajo de la mañana. El primero estuvo dedicado a las preocupaciones a corto y largo plazo en cada institución, con referencia a las políticas educativas, la convivencia y vínculos entre las escuelas. En el segundo momento se trabajó para elaborar sugerencias y propuestas a la Jurec para luego poder trabajar desde ellas en las distintas áreas. El tercer momento trató sobre el “Pacto educativo global” y cómo aplicar sus siete compromisos en la realidad concreta de cada uno de los colegios.

Luego de almuerzo, hubo dos presentaciones. La primera consistió en una charla del doctor Juan Assirio, director de la Licenciatura en Organización y Gestión Educativa de la Universidad Austral, dirigida a los directivos y para ser difundida entre el cuerpo docente, presentando las condiciones, programa, formato, modo de cursar y posibilidades de esa carrera.

Finalmente, se presentó el proyecto “Mensajeros de la Paz” con propuestas de trabajo a desarrollar en cada comunidad educativa, tendientes a mejorar, fortalecer y renovar los vínculos hacia dentro mismo de las escuelas, con las familias y entre los diferentes niveles.

Más información en www.diocesis9dejulio.org.ar y redes sociales.+