Lunes 25 de octubre de 2021

"Los pirómanos son asesinos ambientales", señalan los obispos de Calabria

  • 12 de agosto, 2021
  • Catanzaro (Italia) (AICA)
Los obispos de la Conferencia Episcopal de Calabria (CEC) advirtieron además que "las instituciones deben hacer más para detener el fuego".
Doná a AICA.org

Monseñor Vincenzo Bertolone, presidente de la Conferencia Episcopal de Calabria (CEC), se manifestó hoy en nombre de todos los obispos calabreses sobre los incendios que asolan la región y que ayer causaron la muerte de dos personas en Reggio. 

"¡Recurrir al fuego es completamente ajeno a toda ética humana y cristiana!", subrayó el prelado, rezando para que "el Señor detenga la mano de los infortunados pirómanos y dé fuerzas a todos los que están trabajando para frenar el desastre". 

El presidente de la CEC, recordando que "el gran eco suscitado por nuestra muy reciente nota 'Buena vida de la Región' aún no se apagó",destacó que "la mano asesina de pirómanos y personas que explotan las más altas temperaturas está infligiendo un nuevo ataque a nuestra hermosa Calabria". 

“El sur de Italia y con él Calabria vuelven a arder y, a menudo, casi siempre, a causa de la mano perversa del hombre”, escribió monseñor Bertolone, subrayando que “un incendio, además de saquear el cuerpo vivo de la Madre Tierra, destruye miles de especies vegetales, corre el riesgo de hacer desaparecer para siempre algunas especies animales, arrasó el territorio y los cursos de agua”. 

El presidente del CEC señaló que "aparte de los costos económicos para detener los incendios y restaurar el estado de los lugares en la Calabria verde, ciertas actitudes de suficiencia, a veces arrogancia, de algunos ciudadanos, duelen". 

De ahí "la necesidad de una conciencia colectiva, pero también de una acción más incisiva de las instituciones, en todos los niveles, para que la prevención y el seguimiento se conviertan en una barrera cada vez más alta para defenderse de los continuos ataques”.+