Lunes 21 de junio de 2021

La raíz de la esperanza cristiana es saber que Dios nos ama

  • 15 de febrero, 2017
  • Ciudad del Vaticano
"¡La esperanza no defrauda!", expresó esta mañana el papa Francisco en la audiencia general que celebró en el aula Pablo VI ante miles de peregrinos de todo el mundo. Siguiendo con su catequesis sobre la esperanza en el Nuevo Testamento el pontífice reflexionó este miércoles sobre un pasaje de la Carta de Pablo a los Romanos. El Santo Padre explicó cuál es la raíz de la esperanza cristiana y señaló que nuestra seguridad y esperanza se fundamentan en saber que Dios nos ama. "Es fácil decir: Dios nos ama", dijo Francisco y agregó: "Pero ¿estoy seguro que Dios me ama? No es tan fácil decirlo. Pero es verdad. Es un buen ejercicio, esto, decirlo a sí mismo: Dios me ama. Esta es la raíz de nuestra seguridad, la raíz de la esperanza".
Doná a AICA.org
"¡La esperanza no defrauda!", expresó esta mañana el papa Francisco en la audiencia general que celebró en el aula Pablo VI ante miles de peregrinos de todo el mundo. Siguiendo con su catequesis sobre la esperanza en el Nuevo Testamento el pontífice reflexionó este miércoles sobre un pasaje de la Carta de Pablo a los Romanos.

El Santo Padre explicó cuál es la raíz de la esperanza cristiana y señaló que nuestra seguridad y esperanza se fundamentan en saber que Dios nos ama. "Es fácil decir: Dios nos ama", dijo Francisco y agregó: "Pero ¿estoy seguro que Dios me ama? No es tan fácil decirlo. Pero es verdad. Es un buen ejercicio, esto, decirlo a sí mismo: Dios me ama. Esta es la raíz de nuestra seguridad, la raíz de la esperanza".

"La esperanza no defrauda nunca" reiteró el pontífice porque "no está fundada sobre aquello que nosotros podemos hacer o ser, y mucho menos en lo que nosotros podemos creer. Su fundamento, es decir, el fundamento de la esperanza cristiana, es lo que más fiel y seguro pueda existir, es decir, el amor que Dios mismo nutre por cada uno de nosotros".

"Por eso ?explicó Francisco en sus palabras en español? podemos gloriarnos y alegrarnos, porque por medio de la fe nos damos cuenta de que Dios siempre está presente en nuestra vida; de que todo es obra de su amor".

El Papa añadió que "si con fe acogemos su designio de salvación, que lleva a cabo a través de su Hijo Jesucristo, entonces estamos en paz con Dios y experimentamos la libertad". Quiso precisar entretanto que "se trata de una paz que se vive aún en medio de preocupaciones, fracasos y sufrimientos".

"La esperanza -concluyó el Papa- es un don que nos ayuda a experimentar que, incluso en los momentos más duros y difíciles, Dios nos ama y no nos deja solos ni un instante".+

» Texto completo de la catequesis del Papa