Jueves 18 de agosto de 2022

Celebrarán a la Virgen María Reina de Palestina

  • 24 de octubre, 2016
  • Buenos Aires (AICA)
El 25 de octubre el calendario litúrgico señala la fiesta de la Virgen María Reina de Palestina. Bajo esa advocación la Virgen María es la patrona de la Orden de Caballería del Santo Sepulcro de Jerusalén. Por ese motivo, el lugarteniente en la Argentina de esa Orden, Juan Francisco Ramos Mejía, informó que el próximo martes 25 de octubre, a las 19, se honrará a Nuestra Señora de Palestina con la celebración de una misa en la capilla del colegio Jesús María (Talcahuano 1260, Buenos Aires).
Doná a AICA.org
El 25 de octubre el calendario litúrgico señala la festividad de la Bienaventurada Virgen María Reina de Palestina. Bajo esa advocación la Virgen María es la patrona de la Orden de Caballería del Santo Sepulcro de Jerusalén.

Por ese motivo, el lugarteniente en la Argentina de esa Orden, Juan Francisco Ramos Mejía, informó que al igual que lo hacen todas las Lugartenencias de la Orden en el mundo, el próximo martes 25 de octubre, a las 19, se honrará a Nuestra Señora de Palestina con la celebración de una santa misa en la capilla del colegio Jesús María (Talcahuano 1260, Buenos Aires).

Al término de la celebración eucarística, a las 20.30 habrá una recepción en el Salón Francés del Jockey Club (avenida Alvear 1345).

Origen del título y patronazgo de la Virgen de Palestina
Fue el patriarca Luigi Barlassina (1920-1947), con motivo de su entrada solemne en la basílica catedral del Santo Sepulcro, el 15 de julio de 1920, y de la consagración de la diócesis a María, cuando la invocó por primera vez con el título de "Reina de Palestina".

El vínculo particular de Nuestra Señora, Reina de Palestina, con la Orden de Caballería del Santo Sepulcro se remonta al pontificado de san Juan Pablo II. En 1983, 50 años después de la institución de la fiesta, san Juan Pablo II ?dirigiéndose a los Caballeros y Damas de las Lugartenencias de Italia septentrional y central? les exhorta a ser testigos de Cristo en la vida diaria y continuar la obra de la Orden en Tierra Santa bajo la protección de Nuestra Señora.

Diez años después, en 1993, el Gran Maestre de la Orden, el cardenal Giuseppe Caprio, pidió a san Juan Pablo II la elección de Nuestra Señora, Reina de Palestina, como patrona de la Orden. El Santo Padre respondió el 21 de enero de 1994 con un decreto que acordaba lo que había sido pedido.

[img]http://www.aica.org/subidas/2172.jpg[/img]

La Orden de Caballería del Santo Sepulcro de Jerusalén
La Orden de Caballería del Santo Sepulcro de Jerusalén es una orden de caballería católica que tiene sus orígenes en Godofredo de Bouillón, principal líder de la Primera Cruzada. Según las opiniones más autorizadas, tanto vaticanas como hierosolimitanas, comenzó como una confraternidad mixta clerical y laica de peregrinos, que creció gradualmente alrededor de los Santos Lugares de la cristiandad en Oriente Medio: el Santo Sepulcro, la tumba de Jesucristo. Su divisa es Deus lo vult (Dios lo quiere).

Creada en 1099 por Godofredo de Bouillón, duque de la Baja Lorena y Protector del Santo Sepulcro, tras la victoriosa primera cruzada, es reconocida como la Orden más antigua del mundo.

Su objetivo primordial fue proteger el Santo Sepulcro de los infieles con la ayuda de 50 esforzados caballeros. Balduino I de Jerusalén (hermano de Godofredo) la dotó oficialmente de su primer reglamento, que sería imitado por las órdenes del Temple y del Hospital. Entre sus hechos más gloriosos, la Orden luchó valerosamente junto al rey Balduino I de Jerusalén en 1123, participó en los asedios de Tiro en 1124, de Damasco (durante la Segunda Cruzada), en 1148 y de San Juan de Acre en 1180.

Tras la toma en 1187 de la ciudad santa de Jerusalén por los musulmanes de Saladino, la Orden se trasladó a Europa y se extendió por Polonia, Francia, Alemania y Flandes. A partir de entonces, se dedicó al rescate de cautivos cristianos de manos musulmanas. En España obtuvo protagonismo al intervenir en numerosas batallas de la Reconquista contra los invasores musulmanes.

Los componentes de la Orden siempre han sido miembros de la nobleza europea. En 1489, el papa Inocencio VIII incorporó la Orden a la de los hospitalarios, aunque en algunos lugares, como España, conservó su autononomía con un régimen especial dentro de la Iglesia católica. En 1868 el papa Pío IX le confirió nuevos estatutos con la bula "Cum multa".

Hoy subsiste dedicada al sostenimiento del Patriarcado Latino de Jerusalén y sus fieles, y conserva, como la Orden de Malta o la Orden Teutónica, una consideración honorífica y particular dentro de la Iglesia católica.

Es una institución eclesial con personería jurídica de derecho canónico según las cartas apostólicas de Pío XII del 14 de septiembre de 1949, y de Juan XXIII del 8 de diciembre de 1962, y con personería jurídica vaticana, según el Rescripto del papa Juan Pablo II del 1 de febrero de 1996.

La cabeza de la Orden es el Santo Padre, quien designa a un cardenal que preside el Gran Magisterio, actualmente es el cardenal Edwin Frederick O?Brien, arzobispo emérito de Baltimore (Estados Unidos), secundado por el gran Magisterio con sede en el Vaticano.

La institución eclesial tiene entre sus objetivos incrementar la práctica de la vida cristiana de sus integrantes con absoluta fidelidad al Papa; sostener y ayudar a las obras y las instituciones caritativas, culturales y sociales de la Iglesia Católica en Tierra Santa, particularmente en aquellas situadas en el Patriarcado Latino de Jerusalén (comprende Israel, Jordania, Palestina y Chipre) cuyo actual Patriarca -segunda autoridad de la Orden- es monseñor Fouad Twal.

Con los aportes de sus miembros en los últimos años se construyeron hospitales, universidades, seminarios, colegios, etc., por donde pasaron no solo católicos sino musulmanes y de otros credos.

Los 30.000 caballeros y damas miembros de la Orden se encuentran distribuidos en unas 67 lugartenencias en el mundo, incluyendo países como Guam, Filipinas, Rusia, Mónaco, Alemania, Estados Unidos, España, Italia, Holanda, Austria, Polonia, Irlanda, Inglaterra, Escocia, Australia, Canadá, etc.

En la Argentina la Lugartenencia tiene 60 integrantes y su lugarteniente es Juan Francisco Ramos Mejía y el Gran Prior es monseñor Héctor Aguer, arzobispo de La Plata.+