Jueves 30 de junio de 2022

Arzobispo Shevchuk denuncia la captura de 33 voluntarios de Mariupol

  • 15 de junio, 2022
  • Kiev (Ucrania) (AICA)
"¡No a la violencia contra los civiles!", exhortó el primado católico y aseguró que "los que piensan que alguna razón externa provocó la agresión militar de Rusia cayeron presas de la propaganda rusa"
Doná a AICA.org

“Hoy queremos decir en voz alta al mundo entero: '¡No a la violencia contra los civiles!'. Queremos decir que el voluntario no es un terrorista, sino un salvador de vidas humanas”. Es el llamamiento lanzado por Su Beatitud Sviatoslav Shevchuk, primado de la Iglesia Greco-Católica Ucraniana, en relación con la evacuación de civiles de las ciudades bombardeadas y el trabajo de los voluntarios que se vuelve cada vez más crítico y peligroso. 

“Nos conmovió la historia, que se dio a conocer ayer en la sociedad ucraniana, que habla de 33 voluntarios de Mariúpol”, manifestó el arzobispo Shevchuk en su videomensaje del 14 de junio, día 111 “de resistencia a la agresión rusa”.

“Son choferes que sacaban personas de esta ciudad mártir por diversos medios de transporte, salvando vidas humanas. Bajo las bombas, bajo los bombardeos, arriesgaron sus vidas. Y hoy fueron capturados por los rusos, sometidos a despiadadas torturas y se enfrentarán, en el mejor de los casos, a un largo período de probable confinamiento”, advirtió. 

El arzobispo denuncia que “el ocupante ruso no puede distinguir a un voluntario de un terrorista”, al tiempo que agradece a las Fuerzas Armadas de su país.

“Se están librando intensos combates a lo largo de toda la línea del frente. Pero el ejército ucraniano tiene la iniciativa estratégica a lo largo de toda la línea del frente. Y aunque el enemigo es más numeroso que nosotros, tiene más poder de fuego, pero táctica y heroicamente los ucranianos defienden su tierra y resisten esta invasión”, aseguró Su Beatitud. 

“El enemigo bombardea sin piedad la región de Sumy, la región de Chernihiv, ha reanudado los bombardeos en la ciudad de Kharkiv. Un ataque con misiles fue lanzado en la región de Odessa esta mañana. ¡Pero Ucrania resiste! ¡Ucrania pelea! Hoy Ucrania está más unida que nunca, unida en el deseo común, en el deseo de vencer, y esta victoria estará representada por el logro de una paz justa para nuestro país”, expresó.

Asimismo, el primado católico de Ucrania lamentó, en su mensaje de hoy, 15 de junio: “Cada día mueren unos 100 soldados. Y cuántos civiles son asesinados cada día todavía nadie lo sabe, pero el número es probablemente mayor”.

Y destacó que “la ya legendaria ciudad de Severodonetsk, en la región de la provincia Luhansk, se está convirtiendo en una ciudad de héroes, una ciudad de mártires”. En tanto la ciudad de Severodonetsk “resiste heroicamente, y por el hecho de ser el centro administrativo de la provincia de Luhansk, de 100.000 habitantes, es ahora el epicentro de un gran enfrentamiento. Las tropas rusas superan por diez el número de los militares ucranianos pero nuestros soldados están defendiendo valientemente esta ciudad, defendiendo ese porción de la provincia ucraniana de Luhansk”, detalló el arzobispo mayor.

“El enemigo intenta intimidarnos. Ayer los ataques con misiles alcanzaron incluso regiones occidentales de Ucrania: Lviv, Ternópil, la provincia de Khmelnytskyy. Pero Ucrania se defiende con éxito y con esto sorprende al mundo”, destacó.

Esta guerra no fue provocada por Ucrania
El arzobispo mayor continúa su reflexión sobre los dones del Espíritu Santo en la semana de Pentecostés (que celebran los ucranianos según el calendario juliano). El martes se ocupó del don de la Sabiduría y hoy lo hizo con el don del Entendimiento “indispensable hoy para aquellos que están tratando de entender las causas y consecuencias de esta agresión rusa a gran escala. Porque vemos que hoy el mundo entero trata de engañar, de hacer pasar aquello que se desea por la una realidad ya existente. Vemos y sabemos, y lo experimentamos aquí en Ucrania en propia piel, que la agresión rusa no ha sido provocada por Ucrania”, aseguró y dijo que “los que piensan que alguna razón externa provocó la agresión militar de Rusia han caído presas de la propaganda rusa o simplemente están engañando deliberadamente al mundo”.

“Por desgracia, esta parte del espacio postsoviético, que ahora se encuentra en el territorio de la federación rusa, tiene sus propios defectos y enfermedades profundas que provienen todavía de los tiempos soviéticos. Este revanchismo postsoviético, que ha resurgido hoy con un nuevo rostro, como un nacionalismo ruso tan extremo en forma de “ideología del mundo ruso” adquirió rasgos claramente genocidas. Y Ucrania es su primera víctima”.

De ahí que para el primado católico ucraniano “es tan importante comprender hoy las causas y las consecuencias de esta guerra. Por desgracia, las causas de esta guerra se encuentran en Rusia y en sus propias entrañas. El agresor ruso intenta resolver sus problemas internos con una agresión externa. Proyecta sus enfermedades en los demás y culpa a todo el mundo”.

Y concluye pidiendo el don del Espíritu Santo “para los políticos, los diplomáticos, para los líderes eclesiales y religiosos. Que el Señor Dios les dé este don del Entendimiento; la capacidad de discernir la causa y el efecto; la capacidad de ver la profundidad de la realidad. Y la capacidad de distinguir la verdad de las mentiras y falsedades”.

“¡Oh Dios, concédenos el Don del Entendimiento!¡Oh Dios, bendice a Ucrania con el don de tu Espíritu Santo! ¡Bendito sea el pueblo ucraniano! ¡Haznos portadores de tu Espíritu de Verdad que es liberador! ¡Bendice nuestra Patria con la Paz!”.+