Lunes 16 de mayo de 2022

Navidad Solidaria en La Plata para "no pasar la Nochebuena solos"

  • 28 de diciembre, 2021
  • La Plata (Buenos Aires) (AICA)
Distintos grupos de jóvenes católicos de La Plata se unieron para recorrer la ciudad y llevar el mensaje de alegría y paz a los que trabajaron en Nochebuena y a las personas en situación de calle.
Doná a AICA.org

Por la Nochebuena, varios grupos de jóvenes organizaron la Navidad Solidaria y se congregaron en el santuario de Schoenstatt de la ciudad de la Plata. El objetivo fue llevar la alegría navideña a todas las personas que no pudieron vivirlas con sus seres queridos. 

Participaron jóvenes de distintas comunidades parroquiales que se dividieron en equipos para recorrer distintos puntos de la ciudad, a pie o en autos, y llevar un mensaje de paz y alegría, como “Testigos de Esperanza”. 

Por tal motivo, visitaron plazas, estaciones de servicio, comisarías, centrales de bomberos, locales comerciales, servicios de guardia, para compartir fraternalmente un gesto de cercanía junto a un pan dulce, una estampita y un momento de diálogo.

Una vez que cada grupo finalizó el recorrido, alrededor de las 5.30, los voluntarios volvieron a reunirse en el santuario para compartir testimonios de lo realizado y concluir con una misa de Navidad al alba, presidida por el obispo auxiliar, monseñor Jorge Esteban González.

Entre los diversos testimonios de lo que dejó la Navidad Solidaria, Martin Cheves expresó que “fue una noche de aprendizaje y de risas, de poder escuchar a cada trabajador que fuimos a visitar en una noche que quizás deseaban pasarlo con sus familias o estar descansando tranquilos en sus casas, pero no podían”.

Además, comentó que “también nos encontrarnos con una realidad de ver personas en la calle durmiendo y que no tenían algo para comer en una fiesta. Sin embargo, con nuestro grupo no nos quedamos al margen, sino que fuimos a darle un pan dulce, garrapiñadas y algunos budines para que tengan algo al despertarse y tengan esperanzas de que en algún momento de la vida va a cambiar o mejorar”.

Por su parte, Maximiliano Giannota destacó que “se notaba que algunos necesitaban de esa compañía al estar solos en navidad por su trabajo”.

En tanto, Geronimo Donati, manifestó: “Luego de recorrer la ciudad y ver todas las realidades que Jesús quiso poner a mi encuentro, hoy me siento feliz y dichoso de ver en el otro, en el hermano, en el solitario y en el desamparado, una clara necesidad de amor. La cual, creo, que es únicamente saciada con Jesús”.

Por último, Tomás Troncaro, señaló que la “experiencia fue magnífica porque pudimos encontrarnos con personas que no conocemos y formar un equipo con un fin tan valioso como ayudar a los que más necesitan o acompañar a quienes trabajan. Realmente es algo que no tiene precio; es una experiencia gratificante que te llena de felicidad tanto del alma como del corazón”.+

NOTICIAS RELACIONADAS