Viernes 3 de diciembre de 2021

Los obispos saludan al cardenal Villalba por su aniversario sacerdotal

  • 25 de septiembre, 2020
  • Buenos Aires (AICA)
"Su presencia y acción pastoral sigue siendo un regalo de Dios en este tiempo, una referencia y una voz que nos ayuda a discernir los caminos del Señor en nuestro compromiso evangelizador", destacan.
Doná a AICA.org

La Conferencia Episcopal Argentina (CEA) envió una carta de salutación al cardenal Luis Héctor Villalba, arzobispo emérito de Tucumán, por los 60 años de su ordenación sacerdotal.

“Damos gracias a Dios por su fecundo ministerio al servicio de tantas comunidades, de las diócesis que lo han tenido como pastor y de la Conferencia Episcopal”, expresa.

“Su presencia y acción pastoral sigue siendo para nosotros un regalo de Dios en este tiempo, una referencia y una voz que nos ayuda a discernir los caminos del Señor en nuestro compromiso evangelizador”, destaca.

La misiva lleva las firmas del obispo de San Isidro y presidente de la CEA, monseñor Oscar Vicente Ojea, y el obispo de Chascomús y secretario general, monseñor Carlos Humberto Malfa.

  • El cardenal Villalba nació en Buenos Aires el 11 de octubre de 1934 y fue ordenado sacerdote el 24 de septiembre de 1960.
  • Fue designado obispo titular de Ofena y auxiliar de Buenos Aires el 20 de octubre de 1984 por Juan Pablo II.
  • Fue ordenado obispo el 22 de diciembre de 1984 en la catedral de Buenos Aires por el cardenal Juan Carlos Aramburu, arzobispo de Buenos Aires
  • En 1991 fue trasladado como obispo diocesano de San Martín el 16 de julio de 1991, tomando posesión de esa sede el 26 de octubre de 1991.
  • El 8 de julio de 1999, fue promovido a la sede arzobispal de Tucumán. Fue el quinto arzobispo (octavo diocesano). Tomó posesión el 17 de setiembre de ese año y renunció por edad el 10 de junio de 2011.
  • Fue creado cardenal de la Iglesia Católica, por el papa Francisco el 4 de enero de 2015.

Texto del mensaje

Querido Cardenal: 

En nombre de los obispos argentinos, nos unimos fraternalmente en la alegría de celebrar hoy el 60° aniversario de su ordenación sacerdotal.

Damos gracias a Dios por su fecundo ministerio al servicio de tantas comunidades, de las diócesis que lo han tenido como pastor y de la Conferencia Episcopal. 

Su presencia y acción pastoral sigue siendo para nosotros un regalo de Dios en este tiempo, una referencia y una voz que nos ayuda a discernir los caminos del Señor en nuestro compromiso evangelizador. 

Pedimos al Señor que lo siga fortaleciendo y bendiciendo y a María, Ntra. Sra. de la Merced, que lo cubra con su manto y amor maternal. 

Lo abrazamos afectuosamente en Cristo y María Santísima.

Más información: www.episcopado.org y redes sociales.+