Lunes 28 de noviembre de 2022

Un argentino nuevo rector mayor de los Oblatos de la Virgen María

  • 28 de julio, 2022
  • Roma (Italia) (AICA)
El padre Luis Constantino Ávila OMV, fue elegido por el XXVII Capítulo General de la Congregación Oblatos de la Virgen María, reunidos del 11 al 23 de julio en Fontenay-aux Roses (Francia).
Doná a AICA.org

El XXVII Capítulo General de los Oblatos de la Virgen María, reunidos del 11 al 23 de julio en la Residencia Universitaria Lanteri de Fontenay-aux-Roses, Francia (cerca de París), eligieron al padre Luis Alberto Constantino Ávila OMV, de la Argentina, rector mayor de la Congregación para el próximo sexenio.

Junto con el rector mayor el Capítulo eligió a los siguientes padres capitulares: Thomas Carzón, vicario general (Estados Unidos); François Lapointe, consejero general (Canadá); John Peter Idio, consejero general (Nigeria) y Vincenzo Voccia, consejero general (Italia).

El Capítulo General está compuesto por los Oblatos que se sientan allí por derecho (el rector mayor, su Consejo y todos los Provinciales) y los Oblatos elegidos para representar a las diversas Provincias y Delegaciones. Estos hombres son llamados Padres Capitulares. También hay miembros auxiliares del Capítulo que no son considerados "padres capitulares", pero son Oblatos de la Virgen María que ayudan en otras funciones, como la comunicación, la administración y la dirección de la casa.

El Capítulo General, que se celebra cada seis años, es considerado la autoridad suprema de la Congregación. Evalúa la labor del gobierno en ejercicio, discute temas importantes, elige al rector mayor y marca el camino de la Congregación para el próximo sexenio.

El último Capítulo General tuvo lugar en 2015, hace siete años. Así que este Capítulo General debería haber tenido lugar el año pasado. Sin embargo la pandemia del Covid lo retrasó ya que según indicó el papa Francisco los capítulos de las congregaciones religiosas deben reunirse en persona, no en línea y ni siquiera parcialmente en línea. 

Los Oblatos en la Argentina. Una historia centenaria
La primera misión fue la parroquia San Roque en la ciudad de Buenos Aires. El ministerio fue intenso porque muchos Oblatos predicaban misiones tanto en la Argentina como en el Uruguay. No pasó mucho tiempo sin que la congregación ocupara otras parroquias y diera su servicio en varias escuelas, educando a miles de niños, adolescentes y jóvenes. Hoy los oblatos viven y trabajan en la ciudad de Buenos Aires, Ituzaingó, Castelar, Córdoba y Río Cuarto.

Fundados por el venerable padre Pio Bruno Lanteri, los Oblatos de la Virgen María son una Congregación de sacerdotes y hermanos que viven prácticamente el carisma del fundador con el apostolado de los Ejercicios Espirituales, la cooperación con el clero local, la propagación de la fe a través de los medios de comunicación y redes sociales, predicando el Evangelio en las diferentes misiones y obras, sobre todo ayudando a la formación de los laicos.+