Sábado 23 de octubre de 2021

Trazan líneas de acción para promover el diálogo en ciudades tucumanas

  • 16 de septiembre, 2016
  • Concepción (Tucumán)
Referentes políticos, sociales y de distintas asociaciones civiles y religiosas de la provincia de Tucumán participaron el pasado 10 de setiembre del "Desayuno por el bien común y la amistad social" que se realizó en la diócesis de Concepción y se constituyó en un espacio de "encuentro, diálogo y comunión" para trazar líneas de acción a concretar en distintos ámbitos de las ciudades tucumanas de Aguilares y Concepción. Organizó la diócesis local, la Acción Católica Argentina, nacional y diocesana, y la Comisión Nacional de Justicia y Paz. Asistieron el obispo local, monseñor José María Rossi OP, y el arzobispo emérito de Tucumán, cardenal Luis Héctor Villalba, entre otros dirigentes eclesiales.
Doná a AICA.org
Referentes políticos, sociales y de distintas asociaciones civiles y religiosas de la provincia de Tucumán participaron el pasado 10 de setiembre del "Desayuno por el bien común y la amistad social" que se realizó en la diócesis de Concepción y se constituyó en un espacio de "encuentro, diálogo y comunión" para trazar líneas de acción a concretar en distintos ámbitos de las ciudades tucumanas de Aguilares y Concepción.

En respuesta a la convocatoria realizada por el Obispado, la Acción Católica Argentina, nacional y diocesana, y la Comisión Nacional de Justicia y Paz, asistieron los intendentes de los municipios de Aguilares y Concepción, legisladores provinciales y municipales, funcionarios de áreas de gobierno, dirigentes gremiales, empresarios, representantes del mundo del trabajo, la salud, la educación y los medios de comunicación.

Asimismo, asistieron el obispo de Concepción, monseñor José María Rossi OP; el arzobispo emérito de Tucumán, cardenal Luis Héctor Villalba, quien fue declarado huésped de honor por la intendencia aguilareña; Héctor Allende, de Justicia y Paz, y el presidente y el responsable de la Comisión Nacional de Sectores de A.C.A., Rafael Corso y Carlos Bulacios, respectivamente.

Los organizadores destacaron que fue "un espacio de encuentro y comunión" para reflexionar sobre los 200 años de la Declaración de la Independencia y, sobre todo, pensar qué Nación queremos ser. El encuentro fue declarado de interés municipal por el Concejo Deliberante local.

La dinámica se desarrolló a partir del panel "El Bicentenario. Tiempo para el encuentro fraterno de los Argentinos", a cargo del cardenal Villalba, Allende y Corso. Luego se trabajó por mesas de interés: Política, Educación, Industria y Comercio, Salud, Justicia, Gremios y Colegios Profesionales.

Monseñor Villalba se explayó sobre las virtudes y la necesidad de construir una cultura del encuentro como camino indispensable para la construcción del bien común; mientras que Allende y Corso desarrollaron los cinco capítulos del documento "Bicentenario de la Independencia. Tiempo para el encuentro fraterno de los argentinos" de la Conferencia Episcopal Argentina.

Los temas analizados fueron: "Una justa y esperada reparación de la memoria", "Organizar la casa común - Sentido social y en democracia", "Algunos males de la casa común: corrupción, narcotráfico, descuido de la casa común", "Independencia y Educación, propuesta educativa cristiana" y "El llamado a ser casa de encuentro".

En ese sentido, Corso invitó a reflexionar sobre la "evidente brecha" entre el potencial natural, geográfico y humano de la Argentina y la necesidad de "crecer en capital institucional" como camino de encuentro y construcción de políticas pública para "el desarrollo y bienestar integral de nuestro pueblo".

Finalmente, se presentó el Acta Compromiso "Una casa fraterna y solidaria", invitando a los referentes presentes a iniciar un proceso de reflexión en sus diferentes ámbitos para una posterior firma.

Informes: www.accioncatolica.org.ar.+