Sábado 28 de enero de 2023

Mons. Scozzina: "Compromiso con los postergados para garantizar la armonía comunitaria"

  • 14 de septiembre, 2022
  • Salta (AICA)
Es el llamado que hizo el obispo de Orán durante la misa estacional del segundo día del triduo de la Fiesta del Milagro, en Salta, en el marco de la festividad de la Exaltación de la Santa Cruz.
Doná a AICA.org

El obispo de Orán, monseñor Luis Antonio Scozzina OFM, destacó que la “novedad” de la peregrinación de este año es haber traído a los beatos Mártires del Zenta, al presidir la misa estacional del segundo día del triduo por la Fiesta del Milagro, en el marco de la festividad de la Exaltación de la Santa Cruz.

“En ellos descubrimos como nuestro norte salteño ha sido bendecido por la sangre de los Mártires que testimonian el amor privilegiado del Padre por los pobres y excluidos. Hoy veneramos en la Cruz que preside el santuario de los Mártires en Pichanal, la vida donada por amor a los pueblos originarios y por la pacificación sus territorios en tiempos de dominación y avasallamiento de la dignidad de sus habitantes”, subrayó.

“Traemos también los rostros sufrientes de tantos hermanos y hermanas que cargan la cruz de la desnutrición infantil crónica, la falta de cuidado sanitario, la falta de agua potable en las poblaciones del Chaco salteño, la falta de trabajo digno; y el grito de tantos rostros que claman reconocimiento y justicia. También a tantos hombres y mujeres que han perdido el sentido de la vida, que están absorbidos en diversas adicciones, que han perdido el sentido de la vida porque se han quedado en mero consumir como única razón para vivir”, advirtió.

El prelado consideró que frente a estas situaciones “nos urge una Iglesia en salida, una Iglesia sinodal. Es decir, que camina, va al encuentro, escucha, camina juntos” y explicó: “La sinodalidad entendida como aceptación del otro, del distinto en la diversidad reconciliada”.

“Todos, llamados a vivir la fe en el compromiso por los más postergados como un modo de garantizar la paz social y la armonía comunitaria a pesar de las situaciones de conflictos y tensiones que vivimos como comunidad nacional”, exhortó. 

“Hoy como Iglesia compasiva y misericordiosa queremos ser casa, morada par los caídos del camino de la vida, lugar y espacio de encuentro y comunión”, sostuvo, y dio gracias “por el don de la presencia misteriosa de Dios que ha elegido al pueblo salteño para acampar en medio de él”.

Monseñor Scozzina llamó a implorar “que la gracia del Espíritu Santo reanime nuestra fe y nuestro compromiso en el servicio fraterno” y profundizó: “Que nuestros corazones y nuestras comunidades se abran para que escuchemos cuales son los sueños de Dios para cada uno de nosotros, para cada comunidad y para nuestra patria”.

“Unimos nuestra oración a nuestros hermanos sufrientes en los centros de salud y por los que no tienen la atención adecuada, por tantos hermanos heridos que buscan el alivio y la salud, para que encuentren el consuelo y la fortaleza que nace del amor al Crucificado. Que el Señor y la Virgen del Milagro, guíen nuestro camino en la fe y nos concedan las gracias y bendiciones que venimos a implorarles”, concluyó.+

» Texto completo de la homilía