Martes 29 de noviembre de 2022

Mons. Azpiroz: "Recemos por Francisco, que nos sigue señalando el Cielo"

  • 5 de julio, 2016
  • Buenos Aires (AICA)
El nuncio apostólico, monseñor Emil Paul Tscherrig, presidió el sábado 2 de julio la misa por el Día del Pontífice en la catedral de Buenos Aires, donde el arzobispo coadjutor de Bahía Blanca, monseñor Carlos Alfonso Azpiroz Costa OP, predicó la homilía e invitó a la comunidad a rezar por el papa Francisco, a quien describió como "carne de nuestra carne, huesos de nuestros huesos, sangre de nuestra sangre, ciudadano de nuestra ciudad, que nos sigue señalando el Cielo y, a veces, nos quedamos entretenidos para ver si se cortó las uñas".
Doná a AICA.org
El nuncio apostólico, monseñor Emil Paul Tscherrig, presidió el sábado 2 de julio la misa por el Día del Pontífice en la catedral metropolitana de Buenos Aires, donde el arzobispo coadjutor de Bahía Blanca, monseñor Carlos Alfonso Azpiroz Costa OP, predicó la homilía e invitó a la comunidad a rezar por el papa Francisco.

El prelado bahiense señaló que ya pasaron tres años del pontificado de Jorge Bergoglio y recordó que "desde esta cátedra, lo digo con temor y temblor, también nos animaba quien es hoy sucesor de Pedro a resetear, reconfigurar y recalcular nuestras vidas desde el Evangelio. A veces le hemos hecho caso, a veces no. No es tarde".

"Hoy celebramos el día del Papa, en una geografía y marco donde nos ha hablado, en los vaivenes de su propio seguimiento de Cristo, quien se ha descubierto también pecador, Jorge, hoy Francisco. Esta era su cátedra, la ocupó con temor y temblor", sostuvo.

"A la tercera respuesta de amor, Jesús le dijo: ?Sígueme?. Apacienta mis corderos, apacienta mis ovejas, no son tuyas, son mías. Cuando eras joven, otros te ceñían; cuando eras joven ibas a donde tú querías. Pero llegará el momento en el que otros te ceñirán y otros te llevarán a donde quieran. 75 años, era el momento indicado para decir: ?listo, ésta es mi ciudad, tengo mi rincón, ya tengo mi lugar, me conocen, los conozco, adelante?. Y todos quedamos sorprendidos, él el primero. Cuando eras joven ibas a donde querías, cuando seas viejo te llevarán a donde no quieras, otros te ceñirán", reflexionó al referirse al momento en que Bergoglio recibió el llamado para una misión superior.

Monseñor Azpiroz Costa destacó que "esta es nuestra acción de gracias por el ministerio petrino de Francisco que en medio de las dificultades de la vida nos enseña, aún hoy, a responder, aunque no le hagamos mucho caso, las preguntas acerca de la identidad: quién eres Señor y descubriré quién soy; de la intimidad: con quién quiero vivir, solo tú tienes palabras de vida eterna; y de la fecundidad del amor, porque, en definitiva, y perdón si me equivoco, a Dios no le importa tu pecado, sino saber si lo amas, eso es todo, porque amor con amor se paga".

"Feliz día del Papa, recemos por Francisco, carne de nuestra carne, huesos de nuestros huesos, sangre de nuestra sangre, ciudadano de nuestra ciudad, que nos sigue señalando el Cielo y, a veces, nos quedamos entretenidos para ver si se cortó las uñas".



Además de monseñor Azpiroz Costa, la misa por el Día del Pontífice fue concelebrada por el arzobispo de Buenos Aires y primado de la Argentina, cardenal Mario Aurelio Poli; el obispo auxiliar y vicario general de Buenos Aires, monseñor Joaquín Sucunza; el obispo auxiliar de La Plata, monseñor Alberto Bochatey OSA; y unos cincuenta sacerdotes.

Participaron también seminaristas, representantes de otros credos, el secretario de Culto de la Nación, Santiago de Estrada; el subsecretario de Culto de la Nación, Alfredo Abriani; el director general de Cultos porteño, Federico Pugliese, autoridades del Cuerpo Diplomático y jefes militares y policiales.

Nuevo órgano para el templo porteño
Al finalizar la Eucaristía por la solemnidad de San Pedro y San Pablo, el cardenal Poli bendijo un nuevo órgano construido por el maestro Enrique Rimoldi, que se utilizará en la liturgia diaria de la catedral metropolitana.

"El rito de esta bendición es una antigua forma litúrgica donde las invocaciones del arzobispo eran contestadas por alabanzas musicales, es decir a cada invocación el órgano contestaba con melodías", explicó el rector de la catedral, presbítero Alejandro Russo.

El sacerdote precisó que el órgano se pondrá en uso el 9 de julio en los festejos del bicentenario de la Independencia Nacional.+