Viernes 1 de julio de 2022

Mendoza tienen nuevo diácono camino al sacerdocio

  • 21 de marzo, 2022
  • Mendoza (AICA)
Este sábado, en la solemnidad de San José, monseñor Colombo ordenó diácono a Emilio Quiroga. En su etapa diaconal, el seminarista colaborará con la parroquia San Miguel, de Las Heras.
Doná a AICA.org

El 19 de marzo, solemnidad de San José, el arzobispo de Mendoza, monseñor Marcelo Daniel Colombo, ordenó diácono al seminarista Emilio Quiroga, en su camino al sacerdocio. La celebración tuvo lugar en la parroquia mendocina Nuestra Señora de los Dolores y Tránsito de San José.

En su homilía, el obispo hizo referencia al fiat de San José: “Un sí precedido de desconcierto y temores, de nobleza y de inquietud espiritual. Un sí confrontado con la llamada de Dios que lo asocia a la entrega de María. Un sí a los sueños de Dios para José y para su pueblo”.

Este fiat, lo relacionó con la respuesta de Emilio, también conocido como “Milo”, al llamado de Dios. “Querido Milo, vos también sos un hombre invitado a dar un sí pleno y total en la fe al Señor que te invita a mirar con esperanza el camino a recorrer; un camino de paternidad espiritual, un camino de fecundidad ministerial en la Iglesia del Señor”, expresó. 

Luego, monseñor Colombo finalizó su prédica explicando la importancia del diaconado en la vida sacerdotal: “En tu itinerario al sacerdocio ministerial, recibís el diaconado para servir a los hombres según el estilo de Jesús, como en la Última Cena, lavando los pies a sus discípulos; como en su entrega total en la Cruz, derramando su sangre por amor. La dimensión diaconal constituye una parte inseparable de tu entrega sacerdotal. Siempre serás diácono, porque cada día de tu vida tendrás que optar entre ser servido o servir, entre guardarte tus dones para vos o animarte a entregar para bien de los hermanos todo lo que te viene de Dios como gracia”. 

Emilio inició su formación en el seminario de Mendoza en 2013. A lo largo de este tiempo formativo compartió con las comunidades parroquiales de Nuestra Señora del Carmen, de Tunuyán; San Isidro Labrador, de Rivadavia; y Nuestra Señora de la Consolata, de Guaymallén. En los próximos meses, Emilio colaborará, como diácono, en la parroquia San Miguel, de Las Heras.+