Jueves 30 de junio de 2022

Kenia: Los obispos acuden en ayuda de los 3,5 millones de personas que padecen hambre

  • 9 de junio, 2022
  • Nairobi (Kenia) (AICA)
La Conferencia Episcopal de Kenia lanzó una campaña de recaudación de fondos para la compra de alimentos e instaron al gobierno a intervenir en la economía para frenar el hambre.
Doná a AICA.org

La Conferencia Episcopal de Kenia acaba de pedir al gobierno que intervenga el precio de los productos básicos para frenar la ola de hambre que se extiende por el país debido a la prolongada sequía, “la peor -se asegura- de los últimos cuarenta años”, informó la Agencia Fides. Actualmente, y según sus datos, hasta 3,5 millones de personas padecen ya “inseguridad alimentaria y necesitan ayuda humanitaria”. En Kenia viven 55 millones de personas.

“Los precios de los productos básicos como la harina, el gas domiciliario, el aceite de cocina, el arroz y el pan se dispararon  en los últimos días haciéndolos inasequibles para la mayoría de las familias”, denuncia el episcopado en una declaración. 

La campaña intenta recaudar 285 millones de chelines (2,2 millones de euros) para llevar ayuda -dinero, agua, insumos agrícolas, forraje para el ganado, etc- a las familias más necesitadas durante los próximos seis meses. Entre los quince territorios en los que se va actuar está Mombasa, la principal ciudad portuaria del país con 1,2 millones de habitantes, y Nakuru (570.000). En Kenia están algunos de los mayores campos de refugiados del mundo, como Daadab (220.000 personas, la mayoría somalíes) o Kakuma (160.000).

Muerte de 1,5 millones de cabezas de ganado
Los obispos dicen estar “profundamente preocupados” por la situación actual. En los tres últimos años llovió debajo de la media lo que provocó la escasez de alimentos y de agua. A las malas cosechas hay que añadir la muerte de 1,5 millones de cabezas de ganado. Todo ello provocó una crisis alimentaria, agravada por la invasión de langostas del desierto a principios del año pasado, la llegada de la pandemia de Covid-19 y el aumento de los precios de determinados productos básicos.

La Iglesia expresa también su preocupación por el alto costo del combustible, dado que “tiene un efecto dominó en los precios de los productos básicos”, y por la pesada carga que supone el pago de la deuda internacional. Respecto a esta última, insta al gobierno a iniciar un diálogo franco “para que la nación encuentre soluciones duraderas a este problema”.

La ONU alerta sobre una crisis alimentaria generalizada
Kenia es uno de los países “críticos” que menciona el último informe de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y el Programa Mundial de Alimentos (PMA). El trabajo alerta sobre una crisis alimentaria generalizada debido a los conflictos mundiales, la pandemia del Covid-19, el cambio climático y la guerra en Ucrania.

El director ejecutivo del PMA, David Beasley, ya advirtió el pasado 19 de mayo ante el Consejo de Seguridad de la ONU que si no se abren los puertos de la región de Odesa habrá hambruna, desestabilización y migraciones masivas por todo el mundo. El funcionario cifró en 276 millones el número de personas que se encaminan hacia esa situación.+