Martes 9 de agosto de 2022

Los niños mendocinos conocen a Jesús leyendo historietas

  • 21 de mayo, 2014
  • Mayor Drummond (Mendoza)
Desde hace un tiempo circula en algunas parroquias de la arquidiócesis de Mendoza un catecismo ilustrado para enseñar los contenidos de la fe a los más pequeños. Se trata de una iniciativa del presbítero Juan Carlos Vignoli, párroco de Santa María Goretti, de Mayor Drummond, que contiene caricaturas del dibujante Guillermo Miras. Los textos, adaptados por el sacerdote, son creativos e ingeniosos, y mezclan humor, calidez y asertividad.
Doná a AICA.org
Desde hace un tiempo circula en algunas parroquias de la arquidiócesis de Mendoza un catecismo ilustrado para enseñar los contenidos de la fe a los más pequeños. Se trata de una iniciativa del presbítero Juan Carlos Vignoli, párroco de Santa María Goretti, de Mayor Drummond, que contiene caricaturas del dibujante Guillermo Miras.

Los primeros bocetos del proyecto avanzaron en 2011, y los destinatarios de este catecismo de la nueva evangelización ?nuevo en su ardor, en sus métodos y en su expresión, como decía san Juan Pablo II- fueron las familias de la catequesis de la parroquia de Luján de Cuyo.

La dupla creó unos cuadernillos con historietas, una carpeta con encuentros didácticos, una serie de archivos multimedia y un material formativo para responsables de la catequesis.

Los textos, adaptados por el sacerdote, son creativos e ingeniosos, y mezclan humor y calidez, según quienes los han tenido entre manos. Franco Chacón, coordinador de la catequesis familiar en la iglesia Santa María Goretti, dijo a Los Andes que los niños "se entusiasman más con los encuentros porque les atraen los dibujos y las historietas".

Por su parte, el autor señaló que se trata de un lenguaje nuevo que responde al mundo cultural en el que se mueve el niño: la historieta, el juego, los títeres y las figuritas, entre otros aspectos. "Responde al esquema tradicional del catecismo de la Iglesia, es decir lo que creemos, celebramos, oramos y vivimos", explicó.

El dibujante Miras, que trabajó en publicaciones nacionales como Fierro y Hortensia, destaca que el desarrollo de la imagen ha llevado a buscar nueva formas expresivas con las cuales transmitir el evangelio de Jesús.

En síntesis -concluye el ilustrador- este trabajo me ha permitido transmitir sanamente, enseñar y entretener sin llegar a la violencia o a vocabularios inapropiados; es la mejor recompensa que se pueda recibir y un legado positivo para las futuras generaciones".

El arzobispo de Mendoza, monseñor Carlos María Franzini, apoyó la idea y conectó a Vignoli con una editorial española que editó la obra. En la misma solapa de la entrega, monseñor Franzini escribe: "Queridos niños, el material que hoy llega a sus manos los ayudará a conocer y amar a Jesús y experimentar el amor de Jesús en sus vidas". El catecismo llega a un universo de 2.300 niños, pertenecientes a parroquias del Valle de Uco, el sur mendocino, Godoy Cruz, Las Heras, Lavalle, Luján de Cuyo y Maipú.+