Sábado 24 de julio de 2021

La diócesis de Mar del Plata tiene un nuevo diácono permanente

  • 22 de junio, 2021
  • Mar del Plata (Buenos Aires) (AICA)
Con una ceremonia presidida por el obispo de Mar del Plata, monseñor Gabriel Mestre, el viernes 18 de junio recibió la ordenación diaconal Sergio Vaghini.
Doná a AICA.org

El viernes 18 de junio en una misa,que presidió en la parroquia Jesús Obrero, el obispo de Mar del Plata, monseñor Gabriel Antonio Mestre, ordenó diácono permanente a Sergio Vaghini.

Participaron de la ceremonia la familia del nuevo diácono la comunidad parroquial y las autoridades de la diócesis. Concelebraron el obispo auxiliar, monseñor Darío Rubén Quintana OAR, y sacerdotes de la ciudad.

En su homilía, el obispo expresó: "Querido Sergio, estamos llenos de alegría porque Dios sigue llamando a hombre frágiles para que sean testimonio de su amor al pueblo". E invitó a reflexionar sobre tres palabras: Nombrado; comparecido; María.

"Nombrado por la Iglesia. Sergio, ustedes como familia son parte de la historia de la Salvación. Hoy Dios en la Iglesia te llama por tu nombre para que pastorees a su pueblo. Siempre dejá que Dios te llame", animó.

"Comparecido. Sos un servidor comparecido, debes mirar al pueblo con ternura misericordiosa para llevar a Cristo a cada hermano, especialmente a los más pobres y marginados. Serás un trabajador de la obra de Dios que siempre sale al encuentro del hermano necesitado", alentó.

"María. Sergio, en tu vida, la Virgen marcó toda tu existencia, dejá que su manto proteja tu vida, que ella cuide tu diaconado al servicio de los hermanos. Que María siga acrecentando tu amor a Dios", anheló, y agradeció especialmente a los padres Ezequiel y Fernando por su aporte en la vocación diaconal de Sergio.

El postulante hizo la aceptación pública de su condición de diácono ante el obispo. Luego el obispo impuso las manos sobre el postulante pidiendo al Espíritu Santo por su ministerio. Fue revestido por el obispo auxiliar y el párroco de Jesús Obrero.

Finalmente recibió el Libro y fue saludado por el obispo. Al término de la ceremonia, el nuevo diácono recibió el saludo emocionado de su esposa Alejandra, de sus hijos Ezequiel y Agustín, y de todos los diáconos, sacerdotes, familiares y amigos presentes.+